Y llegó él…


Hoy mi chiquitín tiene más de un mes, mi Jota que llegó para quedarse y llenar de amor a esta madre que se ha acostumbrado a no dormir y repartir su amor por dos…

Desde el séptimo mes de embarazo, la ansiedad llegó a mi vida para instalarse, ansiedad en forma del miedo más irracional, miedo a volver a sufrir tanto en el parto, miedo a que me ocurriese algo y dejar a Eme huérfana, miedo a que Eme sufriese al no sentirse querida y no entender la llegada de Jota. La ansiedad llegó a cotas tan altas que no podía dormir, hubo noches que dormí sólo dos horas, todo ello se convirtió en un círculo vicioso del que era incapaz de salir y me tenía en un estado de cansancio catatónico…

Y así llegué a la semana 40, hacía 5 días que tenía contracciones varias pero falsa alarma, eran como dolores de regla muy suaves… y llegó el 23 de Febrero, esa tarde hacía un día que había salido de cuentas y tenía cita con mi ginecóloga, me miró y me dijo que estaba dilatada 1,5 cm y el cuello borrado al 50%, que no quedaba mucho pero lo mismo me ponía de parto aquella noche o tardaba una semana, así que sali de la consulta una vez más con la incertidumbre de siempre.

De la consulta nos fuimos mi marido, Eme y yo a comprar un disfraz para la nena ya que al día siguiente tenía fiesta de carnaval en la guardería, eran las 7 de la tarde cuando empecé a notar las contracciones en forma de dolor de regla un poco más agudas de lo costumbrado, no le di mucha imortancia,pues a pesar de ser un poco más fuerte no me dolía mucho, pero siguieron y siguieron y a las 10 de la noche las empezaba a tener regulares, eran cada 8 minutos, a las 11 de la noche eran cada 6 minutos, mi marido me dijo que debíamos ir al hospital pues eran cada 6 minutos, pero yo no lo tenía claro, si que eran regulares pero no dolía tanto y aquello me confundía, cuando a las 11:15 de la noche pasaron a ser cada 5 minutos y medio decidí que era hora de ir al hospital.

Y al hospital de que nos fuimos, dejando antes a Eme con sus tíos, llegamos a las 12 y enseguida nos atendió un ginecólogo que me dijo que estaba dilatada de 3 cm y que me quedqba ingresada, que cuando quisiese podía pedir la epidural ¿¿cómooo?? No podía creerlo ¿ me estaba diciendo que  podía pedir ya la epidural cuàndo apenas tenía dolor? ¿Yo? Que tanto miedo tenía, que tanto había sufrido en mi parto anterior con 34 horas de bolsa rota sin dilatar, yo, que esperé 24 horas hasta dilatar a los 3 cm y poder ponerme la epidural después de sufrir contracciones super dolorosas, yo, que perdí el efecto de la epidural al soltarse el catéter y dilaté sin anestesia…. Pues si, era yo la misma.

A la una de la mañana ingresé en la habitacion coincidiendo con el aumento de dolor en las contracciones, tolerables pero ya dolorosas, asi que a las 2:30 decidí que ya estaba bien y que no me daba la gana de sentir dolor y pedi la epidural, me la puso un anestesista de lo más frío y antipático, pero a mi me dio igual porque a las 3:30 ya había caido rendida en los brazos de morfeo,  y tan rendida que cuando a las 6 de la mañana vino la matrona a ver como iba, para mi había pasado 1 minuto. Y la sorpresa fue mayúscula cuando la matrona me exploró y estaba dilatada 7 cm ¿¿ whaaatt??  Alegría, extasis, subidón, sin oxitocina, yo sola, durmiendo, sin dolor… no lo podía creer, estaba siendo el parto soñado, de la emoción no pude seguir durmiendo, Y de repente empecé a notar como si el niño quisiera salir, una presión, ganas de empujar… sin dolor. Le dije a mi marido que llamase a la matrona y cual fue la sorpresa que a las 6:45 estaba de 9-9,5 cm dilatada, a sala de parto corriendo, la matrona diciéndome que no empujase, me entraba la risa pues había leido partos en internet iguales y pensaba que ojalà me ocurriese y me estaba ocurriendo… y asi llegamos a la sala de partos y en 15 minutos de expulsivo que sentí bastante la salida y a las 7:30 de la mañana del 24 de Febrero nació mi Jota, mi rabioso bebé de 50 cm y 3600 kg de precioso niño con caracter

Anuncios

Hace 2 años…


Y pensar que hace 2 años empezaba a escribir este blog ¿Quién me iba a decir a mi que tras 24 meses no sólo tendría una preciosa niña de 15 meses, sino que estaría embarazada de 6 meses de un niño?

Un segundo embarazo espectacular, sin nauseas ni mareos, sin achaques, sin manos dormidas, con sólo 4 kilos cogidos, un embarazo fenomenal y con una energía inmensa.

Soy feliz, me encuentro feliz… empecé este blog pensando que con 39 años sería una carrera dura y ardua el poder quedarme embarazada, y ahora con 41 y releyendo no puedo estar màs agradecida con la vida por la oportunidad que me ha brindado.

Animo a todas porque a veces lo que nos parecía increible ocurre…

Otra vez embarazada


Aunque abandonadísimo tengo el blog, no he podido evitar compartir aqui mi embarazo, porque yo, que empecé el blog con 39 años y un miedo atroz a no poder quedarme embarazada por la edad, desde aqui quiero dar ánimos a todas aquellas mujeres que se embarcan en esta aventura rondando los 40, porque no sólo conseguí quedarme embarazada con 39 de lo que hoy en día es una preciosa niña de 10 meses por la que daría mi vida y es mi razón de vivir, sino que a dos meses de cumplir 41 y por sorpresa vuelvo a estar embarazada de 6 semanas. FELIZ

Mi María tiene casi 6 meses


y como pasa el tiempo! Y como os he abandonado, pero mi niña me ha absorvido de tal manera que no he podido aunque os he seguido, sé que bellablack dio a luz una niña hermosa, que cuchimu va a tener una preciosa niña que se llamará Lucía, que mamá ingeniera dio a luz en un parto largo y doloroso, que mi querida y compañera de viaje mamá alternativa sigue con bebé alternativo feliz y sin pelo😂….

y yo sigo aqui, donde lo dejé por última vez, en mi parto primera parte, cuando al día de nacida de mi María me dijeron que me la ingresaban en la UCI, fue el momento más triste que recuerdo, no sabían darme explicaciones, sólo que los valores PCR ( que indican posible infección) habían dado altos, se la llevaron a las 7 de la tarde, me dijeron que le harían una punción lumbar para saber si había sido afectado el cerebro… Los resultados no nos los darían hasta el día siguiente a las 12 de la mañana, ni que decir tiene la noche que pasé, llorar, llorar y llorar. Pero llegó el 6 de agosto a las 12 y la ginecóloga nos dió la mejor noticia del mundo, la niña no había sido afectada, estaría 5 días ingresada en la UCI con antibióticos y se recuperaría. A mi justo ese día me daban el alta, asi que maridín y yo tuvimos que reservar un hotel, pues tenía que darle el pecho a mi princesa cada 3 horas (madrugadas incluidas), fue durísimo, la palabra dormir desapareció de nuestras vidas, si iba a las 12 de la noche a darle el pecho, me llevaba unos 45 minutos, estábamos de vuelta en el hotel a la una de la mañana y a las dos y media había que ponerse en pie de nuevo para volver a empezar y asi suma y sigue durante 5 días sin descanso… Fue tan duro, tan doloroso ver a mi pequeña en aquella incubadora, no poder tenerla conmigo, la falta de sueño, la angustia… Que en sólo 10 días me había quitado 15 kilos de los 17 engordados en el embarazo.

Llegó el 10 de agosto y el alta de mi princesa, y entonces lo que tanto había temido, ese primer mes con mi bebé que me habían contado lo durísimo que era, se convirtió en un paseo por las nubes tras esos durísimos 5 días, y María resultó ser una niña buenísima y tranquila, una niña que siempre ha dormido bien, que nunca ha llorado mucho, que es tan risueña que le regala sonrisas a todo el mundo, que me enamora cada día más, que la quiero a morir, que ya os iré contando como avanza a partir de ahora que retomo de nuevo…hay historias de todo, suegras y abuelas, dientes que salen, bronquiolitis, guardería, volver a trabajar, frutas, cacas, pelos que caen…

MI PARTO


Por Dios! Ya han pasado 2 meses y yo sin narrar mi parto! Y no es que María haya salido guerrera, es una santa, sólo llora cuando tiene hambre y ni eso, pues no la dejo que entre en brote y con un par de gemidos ya la tengo enchufada al pecho.
Me tiene locamente enamorada, absorbida, feliz… Pero eso más adelante, ahora a lo que estamos EL PARTO.
Llevaba ya 41 semanas de embarazo el domingo 2 de agosto, estaba desesperada pues empezaba a estar muy incomoda y encima el terrible calor no ayudaba, eso unido al ansia por conocer a mi niña me tenía subiéndome por las paredes.

Pero aquel domingo me sentía rara y notaba más contracciones que nunca, tanto fue que antes de irme a la cama le dije a maridín que creía que esa noche me ponía de parto.
 A las 02:30 de la mañana me desperté como estaba acostumbrada para hacer pis, al despertarme noté las sabanas mojadas y ya imaginé lo que estaba ocurriendo, pero fue dar diez pasos y notar como salía un chorro de agua al suelo, sin dolor, sin ruido… Había roto aguas. Avisé a maridín y nos fuimos directos al hospital, de camino empecé a notar mis primeras contracciones dolorosas, muy poco dolorosas, era muy parecido a los cólicos de regla, yo iba muy tranquila y feliz e ilusa de mi le dije a maridín que tampoco era para tanto el dolor…
Llegamos al hospital a las 4:00, al decirle a la recepcionista que había roto aguas me mandó directamente dentro, donde una enfermera me enchufó a los monitores y me dijo que esperase a la ginecóloga que estaba en una cesarea de urgencia, tras esperar una hora con contracciones muy llevaderas, apareció la ginecóloga, la cual confirmó la rotura y tras un tacto me dijo que estaba dilatada sólo 1 cm, por lo que ordenó que me ingresaran y que en breve irían a colocarme un própex para provocar la dilatación, el própex es una especie de tampax que tiene un compuesto que sale poco a poco y provoca que la mujer dilate. 
Me llevaron a la que sería mi habitación, una habitación individual muy cuca en la que nos acomodamos maridín y yo, yo iba todavía relajada y feliz, las contracciones seguían siendo llevaderas y no muy fuertes según el monitor al que me enchufaron. A las 8 de la mañana apareció la que sería mi matrona, una chica majísima que iba explicándome todo lo que iba haciendo y tranquilizándome, lo primero fue hacerme un tacto para decirme que seguía de 1 cm y lo segundo ponerme el própex, el maldito própex de las narices que no hizo que dilatase pero si que aumentó mis contracciones y su dolor, poquito a poco fueron aumentando en intensidad, al peincipio me reía, pues a pesar de ser más o menos intensas, todavía eran soportables… Pero fueron a más y más y a mediodía ya me doblaba de dolor y !sólo había dilatado 1,5 cm!
La tarde siguió igual, contracciones dolorosas y yo que no dilataba, les pedía la epidural, pero me decían que hasta los 3 cm no podían ponérmela. No sabía como colocarme cada vez que venía una contracción, empezaba a odiar el monitor que no me daba libertad de movimiento, el dolor era intenso, no podía más, eran las 6 de la tarde, llevaba desde las 2:30 de la mañana y sólo había dilatado 2 cm, tal como me recomendaron me di una ducha caliente, pero aquello no mejoró nada mi dolor sino que fue todo un suplicio tener que meterme en la ducha con aquellos dolores y aquella compresa del tamaño de un avión, venga quita pijama venga poner compresa y doblada de dolor.
Y asi segui, pasaron las horas y no dilataba, lloraba de impotencia, aquello era inhumano, me retorcía, el dolor abarcaba la espalda, los riñones, los ovarios, estaba cansada, no había podido comer ni cenar, no había podido dormir y eran las 2 de la mañana. Tan harta estaba que me quité las correas del monitor y toqué el timbre, vino la nueva matrona ( también muy maja) y tras echarme la bronca por quitarme las correas me hizo un tacto, 3 cm !yujuuu! por fin me bajaban a quirófano a ponerme la epidural.
2:30 de la mañana, habían pasado justo 24 horas de mi rotura de bolsa y alli estaba por fin poniendo remedio a mi sufrimiento. El momento epidural, esa enfermera agarrándote y mirándote a los ojos diciendo que respires y no te muevas mientras te pinchan y tienes una contracción es digna de un premio a la fuerza que tenemos las mujeres. !Bendita epidural! A los 20 minutos apenas tenía dolor, y en 30, justo después de enchufarme la enfermera la oxitocina y el antibiótico, había caído rendida en los brazos de morfeo, pero algo no iba bien, a la hora y media aproximadamente el dolor me despertó de nuevo, serían ya las 6 de la mañana, y esta vez el dolor era inaguantable, tan inaguantable que gritaba, gritaba con un grito que se escuchaba en toda la planta, lloraba, suplicaba… La matrona vino, le rogaba que me quitase aquello, no era normal, sentía que me rompían la espalda, me hizo un tacto y estaba ya de 9 cm, vino el anestesista a comprobar que ocurría y resultó que el catéter estaba mal colocado, se había soltado y por ello mi dolor. Había dilatado hasta los 9 cm prácticamente sin anestesia.
Y con 9 cm y sin abestesia llegué a las 8 de la mañana y cambio de matrona, yo seguía gritando y rompiéndole los tímpanos a medio hospital. La nueva matrona se sentó frente a mi y mirándome fijamente y cogiéndome las manos me dijo; ahora tienes que ser fuerte, no te concentres en el dolor, concéntrate en la respiración, tú puedes, y yo le contestaba llorando que ni podía, y ella me decía que si, que me iban a volver a poner la epidural para el expulsivo, pero que no podía decir que estaba de 9 cm, que si me preguntaban dijese no sabía, que creía que estaba de 6 ó 7, y asi fue, otra vez a poner epidural y descansar por fin.
10:00 de la mañana, contracciones y dilatación paradas como efecto de la epidural, pero yo feliz porque no había dolor, hasta que la ginecóloga dijo que o dilataba entera ya o habría que ir a cesárea, no lo podía creer! Más de 30 horas en trabajo dolorosísimo de parto para acabar en cesarea? Le rogué que no, que lo intentásemos, y asi hicimos, y asi fuimos a paritorio cuando por fin estaba de 9,5-10 cm, y asi nació mi niña tras 34 horas de parto en un expulsivo rápido, de menos de 10 minutos y tres empujones ( me lo merecía!), y allí estaba María a las 11:40 del 4 de Agosto, preciosa, encima mío nada más nacer, con sus manitas, piel con piel, que momento, que gran verdad que se olvida todo cuando la tienes encima… Volvería a pasar una y mil veces por tanto dolor sólo por tenerla conmigo.
Y alli estaba mi niña preciosa, no podía parar de mirarla, de enamorarme… Y cuando tan feliz estaba, tan enamorada y tan plena llegó la pediatra para darme la peor noticia recibida en mi vida, la niña había dado positivo el PCR en los analisis y tenían que ingresarla en la UCI de neonatos, el alma se me rompió, nunca he sufrido tanto como ese momento… CONTINUARÁ.

Hace 10 días que llegó para quedarse


María nació el 4 de Agosto a las 11:40 por parto vaginal muuuy largo que ya os contaré al detalle ya que la cosa se complicó hasta tal punto que desembocó en los días más feliz y más triste de mi vida.

Lo importante es que las dos estamos fenomenal y aunque no negaré que la palabra dormir ha sido borrada de mi vida, no puedo estar más feliz y enamorada de mi niña guapa que me ha salido pelín guerrera… Esto es maravilloso. Nunca imaginé lo grandísimo que llega a ser…

39+5=Orangután


Sólo faltan dos días para salir de cuentas, y desde ayer me siento cansada, con contracciones varias, dolor de espalda, con un caminar torpe a lo orangután y rara…

image

Pero no puedo ilusionarme, no puedo pensar que estos síntomas son debidos a un parto inminente pues según monitores no hay contracciones y es que empiezo a estar hartita de los monitores, pues llevo aproximadamente 1 mes teniendo de vez en cuando contracciones, días más, días menos… Ha habido días intensos ( como hoy) y días sin la más mínima evidencia, pues oye, que es ir a monitores y mi barriga se relaja de una manera que ni rastro de contracción, la linea que marca las contracciones sale plana y sin ondulaciones, y claro, luego una va con el informe a la ginecóloga, y entre eso y que la niña a pesar de estar colocadita no se ha dignado a encajarse pues ya está, estoy más verde que verde… Y me pregunto yo ¿hasta cuándo va a durar este embarazo? ¿ llegaré a las 41 semanas cómo mis hermanas? ¿ es esto genético? ¿ me quedan aún 10 días de mujer orangután “no puedo con mi vida”?

Estoy harta de las señoras que me miran cuando voy por la calle desaprobando mis bolsas de la compra, de las que me preguntan sin conocerme, de los mil y un mensajes preguntando si ya, de los tres millones de consejos de cosas que tengo que hacer para ponerme de parto, del calor, de las noches sin dormir, de los cambios de humor…

Sólo hay una cosa que quiero y es ver a mi niña ya! Ver de una vez esa carita por la que llevo 9 meses esperando!

El cachondeo de los pesos fetales estimados


Pues si señores, la próxima vez que el ginecólogo, ginecóloga o la madre que los parió me salte con aquello de ” y el peso de tu niña es…” Le diré ¡Ehhh! Quieta, parada ahi!.

Que mareo de semana con el peso, semana 36 estiman 2900 gr, semana 37 se eleva a 3700 gr, motivo por el cual ponen el grito en el cielo y me citan para eco doppler en la semana 38.. Y ¿qué resulta? Que la niña pesa 3400 gr, le insisto al ginecólogo que el motivo de la eco es el peso, por lo que me vuelve a medir y vuelve a salir este resultado, me dice que si quiere me mide otra vez, y vuelta a medir y más de lo mismo, 3400, gine me dice que él cree que no se equivoca, que normalmente no suele medir 3 veces. Asi, que en esas estamos, mi niña es grandita, pero nada fuera de lo normal y común. Gordita y rolliza para morderle los muslos y ya…

image

Lo mejor de esta eco, que todo está fenomenal, que mi placenta está en grado 2 muy lozana aún, que la niña está como pez en agua y ni siquiera se ha encajado, por lo que parece que esto va pa largo. Aunque como dice el gine, nunca se sabe,pero pinta a 40 semanas… Me voy a monitores!

Primeros monitores y sorpresa!


Ayer iba a mis primeros monitores, ilusionada como una niña pequeña a punto de estrenar zapatos, llegué pronto y para mi sorpresa mayúscula no me hicieron esperar, me metieron en una sala pequeñita y un chico bien majo me puso las correas esas y me dijo que estaría así una media hora, le pregunté si podía usar el móvil (me parecía de un aburrimiento mortal estar media hora mirando el techo) y positivo, podía usarlo.

Las correas tienen dos dispositivos, uno mide los latidos del bebé y el otro las “posibles” contracciones. Durante el proceso vas escuchando el latido y viendo una gráfica en una pantalla la intensidad de las contracciones ( si las hubiese).

El problema que tiene las correas es que si el bebé se mueve, el dispositivo deja de percibir el latido y empieza a pitar, y es ahí donde empiezan los problemas con mi gordufa, mi nena no soporta que le pongan cosas en la barriga, es cualquier cosita, el mando de la tele, la mano de mi marido, apoyar el ipad cuando leo… que ella se retuerce y empieza a hacer olas y deformaciones en la barriga tal cual Alien hasta que no le quites lo que le molesta, y por supuesto no iba a ser menos con las correas, y así fue que nos pasamos la mitad del tiempo pitido va pitido viene y venga a recolocar las correas, el chico majo me decía que menuda niña rebelde me había salido que no paraba de moverse porque no le gustaban las correas.Al final la media hora se convirtió en casi una hora con resultado perfecto, bienestar fetal, cero contracciones y latido medio de 140 ppm.

image

Justo después tenía hora con mi gine robot, ya os he contado que me lleva un equipo y que me puede tocar tanto una ginecóloga como otra, en mi caso son dos, la primera es un amor de mujer, muy campechana y empática y la otra es la que yo llamo robot, muy fría y distante, aunque he de reconocer que al final hasta me está cayendo bien, algún día hasta he percibido una leve sonrisa, y lo más importante, se la ve muy buena profesional y previsora como pocas. Pues allí que voy yo con mi resultados de las analíticas y de mis monitores y todo bien, se me ha ido la anemia con el hierro que me ha mandado, tengo todos los valores dentro de lo normal, el exudado rectal y vaginal ha dado negativo, me toma la tensión y la tengo a 10/6, y llega el momento de hacerme la ecografía, y empieza el problema, veo su cara de susto y estupor, resulta que la niña está fenomenal pero le da un peso estimado de 3,700 gramos…¿cóoooomoooooo?

image

A ver, a ver… Pongámonos en situación, estoy de 37+4, hace justo 10 días me hicieron una eco doppler y me dijeron que pesaba 3 kilos ¿cómo coño va a haber engordado 800 gramos en 10 días? Por supuesto le pregunto y me pone cara de circunstancias y me dice que hay que repetir Doppler…No me lo puedo creer! Está claro que la niña es grande, clarísimo que las ecografías tienen un margen de error de hasta un 20%, pero este desfase…van a volverme loca con tanta ecografía.

Resumiendo, el martes vuelvo a tener ecografía doppler para saber el peso de la niña, si es verdad que con sólo 38 semanas se acerca peligrosamente a los 4 kilos, entonces me va a tocar adelantamiento de parto y por cesárea. Esto yo no me lo esperaba, sabía que mi nena venía grande, pero ¿taaaanto? ¿Cómo puede haber semejante desfase entre un ecógrafo y otro? El martes toca eco doppler otra vez y miércoles monitores y gine robot después… Preparándome mentalmente estoy para cesárea en la semana 39.

Miedo y necesidad de parto: Síntomas de que el parto se acerca


Ja! Ilusa de mi, cuando al principio del embarazo me preguntaban si le tenía miedo al parto decía que para nada, con lo que yo no contaba es con que todavía faltaban muchísimas semanas y no le daba importancia, estaba más centrada en los menesteres de las primeras semanas ( ecografías, nauseas, resultados test…). Pero el parto se acerca, y con ello una nueva percepción, un miedo que acecha, una mini-obsesión, un miedo latente a lo que será, ¿Me daré cuenta que estoy de parto? ¿Me dolerá mucho? ¿ Será muy largo? ¿Vaginal o cesárea? ¿Se complicará? ¿Cuándo será el día?

Y la gran pregunta y la más importante ¿Saldrá mi niña bien sin sufrimiento? Deseo que llegue ese momento en que oigo su llanto, me la ponen encima y me dicen que todo está bien, es sólo pensarlo y me emociono…de hecho a veces veo videos en youtube de ese momentazo, aunque también soy un poco masoca y veo videos de partos, naturales, en hospital, cesareas, vaginales…. Locura máxima! Cuando algo me interesa, obsesiona o preocupa soy muy curiosa y estudiada, hasta que no tengo el tema súper estudiado, desmenuzado y analizado no lo dejo, y eso es lo que me ocurre ahora con los partos.

image

Nunca imaginé el final del embarazo así, de repente estoy deseosa de parir, llega un momento que se hace inaguantable, tanto por el ansía de conocer a la niña como por las incomodidades que empiezan a acechar, de estar bastante bien he pasado a no encontrar postura ni de día ni de noche, sólo estoy cómoda acostada de lado o caminando, ni sentada ni de pie estática ni tumbada boca arriba puedo estar más de 5 minutos, luego los pinchazos continuos y la presión ahí abajo, el estreñimiento que se alterna con diarreas, el calor, los pies hinchados, el caminar torpe y lento de pato, el cansancio extremo, el humor raro, el ponerme a llorar de repente, el miedo e ilusión a partes
iguales…

SINTOMAS DE QUE EL PARTO SE ACERCA

EL ABDOMEN DESCIENDE
El abdomen desciende al descender el bebé porque se va a ir encajando en la pelvis y aumenta la sensación de peso en el bajo vientre.

En las primerizas esto sucede 2 a 4 semanas antes del parto pero puede suceder incluso antes. En las mujeres que ya han tenido más hijos, el bebé puede no descender sino hasta el momento del parto.

Generalmente la cabeza del bebé es la primera parte que entra en la pelvis (se encaja). Esto hará que respires mejor, que las digestiones no las notes tan pesadas y disminuirá la acidez estomacal (agruras), sin embargo, ahora el útero va a presionar la vejiga y tendrás necesidad de orinar más frecuentemente y con menos cantidad.

MOLESTIAS FÍSICAS
Recarga de energía: Conforme se acerca el parto es común que te sientas cansada pero con algunos destellos de energía. Algunas mujeres tienen una necesidad enorme de limpiar su casa y preparar todo para la llegada del bebé. A esto se le conoce como el “instinto de la preparación del nido”.

Irritabilidad: Es una diferente a la normal. La sensibilidad que aparece poco antes del parto se debe a los nuevos cambios hormonales por los que tu cuerpo está pasando en preparación para el nacimiento del bebé.

Diarrea y náuseas: Nuevas hormonas se están movilizando en tu organismo para permitir que el trabajo de parto comience. Estos nuevos cambios afectan tu estómago o intestino.

Dolor de espalda: No es el dolor de espalda habitual de los últimos meses del embarazo, sino una molestia que corre en una banda en la parte baja de la espalda y se extiende hacia los lados del vientre. Puede ser una sensación de la que casi no te des cuenta hasta un dolor que moleste bastante.

Dolor abdominal: Son molestias parecidas a las de la menstruación. Puedes sentirlas como una sensación ligera o desagradable permanente.

CONTRACCIONES DE PREPARACIÓN (BRAXTON HICKS)
Durante el segundo y tercer trimestre, puedes haber notado episodios en los que tu abdomen se contrae y se siente firme cuando lo tocas y después se relaja. Estos son episodios de contracción o endurecimiento de los músculos del útero llamadas “contracciones de Braxton Hicks”. Este tipo de contracciones son irregulares y pueden ser imperceptibles o pueden ser lo suficientemente fuertes como para hacer que te detengas en lo que estás haciendo

Considéralas como “ejercicios de calentamiento” del útero. Las contracciones de Braxton Hicks pueden presentarse desde la semana 20 del embarazo aunque generalmente se inician en la semana 28 a 30 y no son muy frecuentes en esa época, sin embargo ya en el noveno mes, a veces se presentan cada 10 a 20 minutos.

¿Cómo distinguirlas de las del parto? Estas contracciones no son regulares, es decir, ahora llega una, la otra a los 20 minutos y otra a los 40 minutos y sigues así todo el día pero quizás al día siguiente no tienes ninguna.
Son molestas pero realmente no aumentan en intensidad de dolor o puede que una duela y la otra casi no.
Al cambiar de posición o al reposar, se paran.
Aunque no son las contracciones que indican que el parto ha comenzado, actúan iniciando los cambios del cuello del útero haciendo que se vaya ablandando y adelgazando para facilitar la dilatación en el momento del parto. Si tienes dudas, consulta a tu médico.

El cuello del útero empieza a adelgazarse y a abrirse: conforme se acerca el momento de la labor de parto, el cuello del útero empieza a adelgazarse o a (“borrarse”) y a abrirse (dilatarse) para preparar el paso del bebé a través del canal vaginal. El tiempo para que esto se realice varía de una a otra mujer. En algunas es un proceso lento que puede tomar semanas. Una primeriza generalmente no se dilatará sino hasta que de comienzo a la labor de parto activa.

Borramiento del cuello: conforme va bajando la cabeza del bebé, empuja el cuello del útero y eso es lo que provoca que se relaje y se borre.
Dilatación: cuando el cuello uterino empieza a borrarse, al mismo tiempo empieza a dilatarse. El grado de dilatación se mide en centímetros y va de 0 (cuello cerrado) a 10 (cuello totalmente dilatado.

EXPULSIÓN DEL TAPÓN MUCOSO
El tapón mucoso es una sustancia transparente, viscosa y espesa que se ha formado durante el embarazo y que sella el cuello del útero aislándolo del exterior. Su función es proteger al bebé de las agresiones e infecciones procedentes de la vagina. Cuando el cuello del útero se modifica con las primeras contracciones, el tapón mucoso se expulsa.

Esto no produce ningún dolor, simplemente sale de la vagina una sustancia densa, rosada o sanguinolenta. Este color se debe a que cuando se dan los cambios del cuello del útero, se rompen pequeños capilares que van a darle esa tonalidad que es totalmente normal. No tienes que ir al hospital si te pasa, es parte del proceso e indica que tu cuerpo ya se está preparando para el parto.

La pérdida del tapón mucoso puede producirse desde varios días a pocas horas antes del parto.

RUPTURA DE LA “BOLSA DE AGUA”.
La ruptura de membranas es uno de los signos más conocidos de que la labor de parto se acerca. La bolsa (o membranas) puede romperse por sí sola o el médico puede romperla para acelerar el proceso de parto.

Cuando se rompe la bolsa, sale a través de la vagina un líquido claro y abundante que la mujer no puede contener. En algunas ocasiones sale de a poco porque la cabeza del bebé sirve de tapón, pero su principal característica para distinguirlo es que NO se puede evitar su salida. Cuando esto sucede, el parto sí es inminente y hay que irse a la clínica ya que el bebé puede entrar en contacto con infecciones.

Algunas veces cuesta trabajo distinguir si la bolsa ya se rompió ya que como el útero está presionando la vejiga y si hay una contracción de Braxton Hicks o estornudas, puede haber salida de orina y creer que ya se te rompió la bolsa. Recuerda, la diferencia es que, si es líquido amniótico, no puedes contener su salida.

Si estás acostada cuando se rompe la membrana, la salida del líquido va a ser en chorro, pero si sucede cuando estás parada, es más probable que sea en escurrimiento porque la cabeza del bebé empuja hacia abajo y actúa como tapón.

Si crees que tus membranas ya se rompieron, entonces:

Llama a tu médico. El querrá evaluarte inmediatamente.
Evita que se meta algo dentro de tu vagina. No tengas relaciones sexuales ni te des lavados. No tomes un baño de tina
El líquido amniótico generalmente es de un color blanco opaco. Avisa a tu médico si el color es:

De color verdoso u oscuro, puede haber meconio (es un signo de sufrimiento fetal)
De olor desagradable, puede ser signo de una infección en el útero.
Sanguinolento. Es normal un poco de manchado de sangre, pero si hay sangre abundante puede ser signo de problemas con la placenta.
TUS ARTICULACIONES SE SIENTEN INESTABLES
A través de todo el embarazo, la hormona “Relaxina” ha suavizado tus ligamentos (la relaxina es la culpable también de tus “ataques” de torpeza en este último trimestre). Antes de que entres en labor de parto, es probable que notes que todo tu cuerpo está como “suelto”. No te preocupes, esta es la forma que tiene la naturaleza de abrir tu pelvis para que el bebé pueda llegar al mundo.

DEJAS DE GANAR PESO
El peso tiende a nivelarse al final del embarazo. Algunas mamás hasta llegan a perder peso. No te preocupes, esto no afecta a tu bebé. El sigue engordando hasta el último día. Pero tu pérdida se debe a los menores niveles de líquido amniótico, a que vas más veces al baño y a una actividad incrementada.

Maleta hospital para clinica privada


Por fin y con 37 semanas de embarazo ayer cerré la cremallera de la maleta del hospital, me ha costado cerrarla, las cosas las tenía hace tiempo pero una fuerza sobrenatural me impedía terminar del todo.

Después de mucho investigar y percatarme de que en los hospitales privados son unos rácanos y en principio parece que no dan nada, me puse manos a la obra y la cosa ha quedado un poco Paco Martínez Soria vuelve a la ciudad, pero prefiero pecar por exceso que por defecto.

image

Para la niña llevo un bolso monísimo rosa de pasito a pasito que compré por 20 euros en wallapop a una chica que sólo lo utilizó para el hospital.

image

Dentro del bolso va;

. Pack de primera puesta con 5 piezas regalo de mi madre, lleva body, pijama, gorrito y manoplas
. Par de patucos
. 5 bodys de algodón de manga corta o tiros
. 5 pijamas de algodón
. 2 vestidos para la salida del hospital
. 2 arrullos verano
. Toallitas bebé
. Gasitas para babas
. 2 chupetes ( que espero no tener que usar)
. Tijeritas para las uñas
. Peine para bebé
. Esponja baño
. Pomada culito

Dentro del bolso deberían ir los pañales, un paquete de dodot sensitive 3-6 kg, pero no cabe, asi que siguiendo el estilo Paco Martíne Soria lo llevaremos en la mano.

image

Para mi llevo un troley pequeño de toda la vida, uno que tengo hace años;

image

Dentro del trolley va:

. 3 camisones
. Braguitas desechables: 2 pack de 5
. Braguitas de algodón normales ( pack comprado en primark a 4 euros el pack de 5)
. Bata
. Zapatillas
. Compresas post-parto
. 2 sujetadores lactancia
. Minineceser medela para hospital: neceser muy cuco image
. Neceser básico: champú, peine, cepillo dientes…
. Ropa para cuando salga hospital: vestido de embarazo no muy exagerado, de esos que pueden pasar perfectamente por normal…

 

yo creo que no se me olvida nada… Ahora si que si estamos listas para salir pitando 😃😃😃🏃🏃🏃

Ataque de llanto…porque hace calor


Si, así fue, que ya no aguantaba más, que llevamos una semana de intenso y agobiante calor, que la vida cuando estás embarazada y estás a 40 grados de día y 26 a las 5 de la mañana día tras día y sin tregua, cuando tu mente te pide hacer un millón de cosas y tu cuerpo a media cosa cosa ya está agotado, asfixiado, hinchado y con contracciones CABREA, y cuando estás viendo la tele y te avisan que se avecina otra PUTA OLA DE CALOR más intensa si cabe y con aire calentorro de los de no abras las ventanas por la noche y muérete del asco, entonces lloro, si, y no una lágrima, sino mil, porque pienso no sólo en mi y en mi dificultad para vivir- moverme-respirar con este calor, sino en mi niña que está a punto de llegar y en mi pobre madre que vendrá a pasar una semana a casa en cuanto nazca María.

Mi marido que oye mis sollozos y me pregunta si estoy llorando (otra vez), y le digo que si, que hace calor, su cara no la veo, pues estamos en la cama pero la imagino así

image

Y le explico que tengo miedo a que con este calor a la niña le pase algo, que no quiero que mi madre pase una semana con sus casi 70 años en estas condiciones, que yo quiero hacer cosas, terminar con lo que falta, pero es dar dos pasos y estar casi muerta, sudando, sin aire e hipotensa… Y me siento fatal cuando veo que no llego. Me pregunto porque narices de 3 veranos que llevo viviendo en Madrid justo éste que estoy embarazada y doy a luz en Julio es el más caluroso, pagaba por un verano como el anterior… Y asi sigo, cabreada y con los ojos rojos de llorar, buscando información en internet, mientras le digo a maridín que si a la niña le pasa algo yo me muero, internet dice que la temperatura ideal para un bebé recien nacido son 21-22 grados…¿¿cooooomooorrr?? Ahi ya casi me da el telele, en casa con esta ola de calor no bajamos de 25 ni de coña, solemos estar entre 26-29 grados cuando hay ola calor y entre 23-26 verano normal. Ya tenemos ventilador y climatizador que son caca de la vaca y no hacen nada, una ligera brisa cuando los tienes a menos de 2 metros de distancia, o sea, basura.

Pero ahí estaba superpapá tranquilizador, prometiendo que si a mediados de Julio esta ola no remite y seguimos con un verano tan sofocante instalamos aire acondicionado, y como si tenemos que irnos a un hotel los días de excesivo calor, pero que a nuestra niña no le va a pasar nada, y yo muero de amor y miro a maridín con ojos de corazones y le veo asi

image

36 semanas: la cuenta atrás…


36 semanas y 4 días de embarazo, 24 días para que llegue mi fecha de parto prevista. Es escribir estas palabras y casi que lloro de la emoción, madre mía, recuerdo cuando tenía pocas semanas de embarazo e iba a revisión y veía a las chicas en la sala de monitores y me moría de ganas de que pasase el tiempo y ser yo la que estuviese atada, y aqui estoy, a una semana justa de tener mis primeros monitores.

El lunes tuve la eco doppler de las 36 semanas, y todo perfecto, está ya colocada en cefálica y la nena ya pesa 3 kg y me han dicho que viene grandecita, que las últimas 4 semanas suelen subir una media de 800 gramos y que ya puedo ir preparándome para los casi 4 kilos que están por venir, pero yo feliz, mi gordita sigue creciendo bien y se mueve tal cual Alien, con sus bultos cada dos por tres deformando mi barriga.

He engordado 13 kilos, la ginecóloga me ha dicho que ya no más, seguiré comiendo lo mismo, ya que ultimamente no subo nada de peso…y no pienso volverme loca.

De resto, me siento torpona y cansada como una perra, camino como un pato y leeeento, si ya de por si cualquier actividad cuesta, con este calor se multiplica por tres, el mero hecho de planchar una camisa es un enorme sacrificio y esfuerzo, que he de hacer de dos veces. Los pies son un insulto a la estética y el buen gusto, las contracciones son cada vez más aunque cero dolorosas, y los pinchazos por ahí abajo son continuos como esté de pie o caminando. Se acerca el momento y se hace notar, cada día más pesada, más lenta y más floja, pero eso me hace feliz pues en breve por fin podré ver la carita a mi nena y eso me llen de alegría, temor y emoción…

Emoción que llevo conmigo en forma de carpeta, carpeta que me dió la anestesista con los resultados de los analisis y el consentimiento para la epidural, carpeta que luego rellenó mi gine con el volante para asistencia al parto, carpeta que me han dicho que a partir de ahora debo llevar siempre conmigo por si me pongo de parto, carpeta que me dice que ahora si, que de verdad ha llegado el momento, que no queda nada y que en cualquier momento puede sonar la flauta en forma de aguas o dolores…

No me pises que llevo chanclas


Y llegó de nuevo el calor, y con él, la hinchazón de píes, pero sólo de pies, los tobillos siguen más o menos en su sitio, y con ellos el gran descubrimiento de que sólo hay un tipo de zapatos en mi armario disponibles para mi; las chanclas. ¡Con lo que yo era madre mía! Y ahora me veo con un par de chanclas para todo, la piscina, la tarde, la noche, vestido, pantalón, falda, es curioso pues noto que muchísima gente al verme con mi inmensa barriga de 35 semanas y 5 días me mira de arriba a abajo, me examina y se detiene en mis pies, nunca fueron bonitos, siempre fueron anchotes, pero ahora son como dos enormes manoplas que parece que te van a comer, ganas me han dado de preguntarle a alguna descarada que es lo que mira cuando se detiene a observar mis pies, un chanclazo en la cara va a ir a la próxima.

image

Por la tarde me fui yo tan feliz a la piscina con mi bañador y mis chanclas, la tarde prometía relajada y feliz con mi librito y mis baños refrescantes, pero todo se quedó en un sueño, no contaba yo con mi enorme barriga y el hecho de que en la piscina no hay ni hamacas ni sillas y hay que sentarse obligatoriamente en el cesped, de repente me veo tal cual ballena con semejante barriga analizando el terreno para ver como me las apaño para sentarme en ese cesped medio desnivelado, al final visualizo una zona medio decente y estiro mi toalla tan pichi, me siento encima y saco mi libro, pero no hay manera, no hay postura que me haga estar cómoda, es insoportable…guardo el libro y decido que lo mejor es darme un baño, buuufff! Levantarse de allí es toda una estrategia de movimientos, al final lo consigo de la manera más ortopédica y a punto de caerme en un balanceo ballenil, pero estoy arriba, no pienso volver a sentarme en el cesped. Voy a darme un baño, otra vez veo obstáculos a mi paso, de toda la vida me ha gustado sentarme en el borde con los pies metidos en el agua, pero vuelve la mujer ballena a tener problemas, así que nada, por las escaleritas y pa,dentro. Empieza a cabrearme el tema piscina, estoy un rato en el agua y me salgo, no puedo estar sentada, la única opción que me ofrece es, o dentro del agua o de pie, hasta que descubro la piscina infantil, tiene unas escaleras de escalones normales para bajar y veo el paraíso ¡así si puedo!, y de hecho es así como paso el resto de la tarde, sentada cómodamente en las escaleras infantiles con los pies en remojo.

Me han dicho de comprarme una de esas sillas que lleva la gente, y yo me niego ¿motivo? No las veo nada estables y sé que voy a sufrir pensando que en cualquier momento la silla no va a ser capaz de aguantar mi peso de embarazada y acabará rota y echa añicos conmigo encima despatarrada tal cual ballena y muerta de vergüenza, y a mi me gusta disfrutar de la vida. Mujeres embarazadas del mundo ¿Cómo os las apañabais en las piscinas?

Ayer tuve que llevar mi orina para los análisis, y someterme a la desagradable maniobra del exudado rectal y vaginal, yo creía que la muestra la sacaba mi gine, pero no, directamente en el laboratorio una chica que no había visto en mi vida, lo cual me produjo una tensión que según la chica no era normal que me doliese ( ya estamos asustando), pues si que es molesto cuando te tensas y cierras aquello más de lo normal porque no quieres intrusos invadiendo tus partes más púdicas. La semana que viene llega intensa, lunes analista y eco doppler y martes visita con la ginecóloga. Empiezo a ponerme nerviosa, esto ya está a punto de caramelo…

34 semanas y la maleta para el hospital a punto de caramelo.


Increible lo rápido que ha pasado el tiempo y sigue pasando desde la semana 13 de embarazo, si me llegan a contar al principio del embarazo que tendría un final tan bueno y que se pasaría todo tan rápido no lo hubiese creido nunca.

Me encuentro bastante bien, con típicos achaques embaraciles, pero nada difíciles de llevar, lo más destacable son las manos dormidas por la noche, a lo cual ya me he acostumbrado (llevo asi desde la semana 20), y la incapacidad de dormir bien por la enorme barriga y la visita al baño de rigor de madrugada, de resto no me puedo quejar, no tengo calambres, ni dolor de espalda, durante el día no estoy excesivamente cansada y si algún día lo estoy me echo mi siesta después de comer y listo, de repente he empezado a poder respirar bien (hubo unas semanas que me ahogaba si comía mucho o me acostaba) y los pies hinchados parecen que han dado una tregua con la bajada de temperaturas y el drenaqua que me ha mandado la ginecóloga para la retención de liquidos.

Lo que si que ha empezado a aumentar bastante son las contracciones, se me pone el estómago duro como una piedra, sobre todo si hago algún esfuerzo o camino, varias veces al día y por la noche, y voy muchísimo al baño no a hacer no pipí sino popó, no es diarrea, pero si una facilidad esfinter-anal que me tiene mosca, decir que no he tenido ni un solo episodio de extreñimiento en el embarazo, he ido diariamente durante todo mi embarazo.

Y los kilos! Curiosa manera de subir, llevo 12 kilos en total, lo cual no está nada mal, pero subidos de una manera muuuy rara, 5 kilos primer trimestre, 5 kilos segundo trimestre y este tercer trimestre sólo llevo 2 kilos en 6 semanas. He leido que no es raro pues nos llenamos antes, con el estómago ahí el pobre encogido y relegado a otro lugar debido a nuestro barrigón, quizás también es debido a que he empezado a comer mucho más sano y se debe notar…

LA MALETA DEL HOSPITAL

Esa maleta que tanto quebradero de cabeza nos da a las primerizas, esa maleta que en nuestras primeras búsquedas por internet para saber que llevar queremos morir de tanta información y tanta cosa que no sabemos ni pa lo que es, esa maleta que cuando nos disponemos a comprar nos queremos caer del susto de lo carísimas que son (aprovechándose de las embarazadas). Esa maleta es la que por fin y a falta de una bata para el hospital, un par de camisones y bragas de algodón, ya está casi preparada, y digo casi, porque no he sido capaz de meter las cosas en las maletas, es como si el hecho de meterlas fuese como decir “ya está, ya vas a dar a luz” y aun no quiero, por eso lo retraso, alli está todo listo, pero sin meter…miedo me da ponerme de parto y tener que ir corriendo y sea maridín quien tenga que meter las cosas, me imagino tal desastre que ya mañana la hago y explico lo que lleva dentro con sus respectivas fotos. Me voy pitando al centro comercial a por mis camisones y mi súper bata..

Como vestir a un bebé y Body up mebby


Empieza la cuenta atrás y con ella la locura por tenerlo todo preparado. Tras días y semanas de compras y horas enfrascada en lecturas para ponerme al día en todo lo que a un recién nacido se refiere, una se siente aliviada al comprobar que ya lo tiene casi todo; cuna, minicuna, grupo cero, cuco, hamaca, bañera, sabanas, arrullos, taoallas, ropa, bodys, pijamas… Sólo nos falta la parafarmacia ( pañales, toallitas, cremitas, champús…) la cual será comprada esta semana tras haber elaborado su correspondiente lista.

Me siento hasta más liviana tras tenerlo todo controlado, limpio y colocado, pero de repente entra una nueva duda ¿y cómo visto a un bebé? ¿Por qué tanto body? ¿los bebés llevan siempre bodys? ¿Qué le pongo a mi niña debajo de un vestidito de verano? ¿ cómo vestir a un bebé que nace a finales del tan caluroso mes de julio madrileño? Me entran de nuevos los agobios, las dudas y el miedo y venga tarde de domingo navegando en internet entre todo el mundo textil infantil y me entero que si, que los niños recien nacidos llevan siempre bodys y muchísimos consejos más, me encantó el blog de una chica llamado 39 semanas, en el cual tiene varias entradas al respecto, os dejo el enlace a una de estas entradas, donde explica muy bien y despeja muchas dudas a madres primerizas;

http://www.39semanas.com/2014/05/vestir-un-bebe.html

Tras seguir navegando me encontré con el body maravilla, se llama mebby body up, es un body un poco más caro de lo normal, pero tiene multiples ventajas.

image

PORQUE BODY UP DE MEBBY ES UNO DE LAS MEJORES PRENDAS DE BEBE

Mebby Body up protege de modo natural la piel de tu bebé; es realizado con un tejido hi-tech de nueva generación que aplica las últimas tecnologías
textiles desarrolladas en el deporte y en la medicina a los requerimientos de la
mamá y de su bebé.
El tejido de Body up contiene iones de plata que garantizan una delicada y
natural protección de la piel. La plata es conocida desde siempre en medicina por su natural propiedad bacteriostática. La delicada protección de los iones de plata se mantiene inalterada incluso después de numerosos lavados.

10 RAZONES PORQUE COMPRAR BODY UP MEBBY

.Gracias a los iones de plata reduce la proliferación bacteriana, que es causa de enrojecimientos y malos olores.
.Gracias a los iones de plata reduce las alergias causadas por hongos y bacterias.
.Su elevada transpirabilidad lo hace ser cálido en invierno y fresco en verano.
.Carece de costuras laterales que pueden provocar enrojecimientos en la delicada piel del bebé.
.La particular elaboración del tejido lo hace extraordinariamente suave y elástico, capaz de adaptarse a todos los movimientos del bebé y de acompañarlo en el crecimiento, desde la cuna hastaque comienza a dar sus primeros pasos de modo autónomo.
.Gracias a su sorprendente elasticidad, introducir cabeza, piernas y brazos es….¡un juego de niños
.Se lava a 30 grados, se seca en un momento y ¡no se plancha!
.Gracias a su extraordinaria elasticidad y resistencia, dura en el tiempo y crece con el bebé. El único body que con talla única es capaz de vestir bebés de ¡¡0 a 3 años!!
.Multitud de colores para elegir
.Calidad Mebby

image

¿Alguien conocía este body? ¿Creéis que merece realmente la pena? A mi me llama realmente la atención por la característica de que mantiene el frescor en verano, ya que es algo que me tiene bastante preocupada…

Ser padres Vs No serlo


Aqui dejo el enlace a un monólogo sobre la diferencia entre ser padre y no serlo, me ha encantado y muchos padres se van a sentir identificados y se echarán unas risas…. Todo en tono de humor y exagerando, pero muy bueno.

A los que no somos padres y estamos a punto nos entra el tembleque…jajaja

ahí lo dejo

61 días para encontrarnos…


Parece que he entrado en otra dimensión embaracil, 31 semanas y la de cosas nuevas con las que me he encontrado de repente.

PESO

image

En total he subido 11 kilos, lo curioso de todo esto es que de los 11 kg 10 fueron en las primeras 27 semanas y las 4 últimas sólo llevo 1 kg.

BARRIGON

image

Me ha salido una barriga inmensa, tanto que hay gente que me dice que ya debe quedarme poco y cuando les digo que todavía me quedan 9 semanas se quedan con cara de tontos.
Lo de ponerme los zapatos es todo un maratón, acabo tan agotada que he de descansar un rato después, por no hablar por mi intento de depilación ayer, ja! Qué ilusa!, la vergüenza que voy a pasar mañana que tengo gine y es más que probable que a estas alturas haga una revisión por ahí abajo. Pero es lo que hay, ya la semana que viene pediré hora con la esteticién para que me depile piernas e ingles ( con lo que odio esa invasión a mi intimidad)

LLENURA Y NAUSEAS

image

Me lleno enseguida. No tengo apetito, a la mínima estoy con ganas de vomitar, pero unas ganas de vomitar nada que ver con las del primer trimestre, son ganas de vomitar de tengo la comida en la garganta porque en el estómago ya no cabe más. Imagino que este es el motivo por el que no estoy engordando nada estas semanas.

ASFIXIA Y CANSANCIO EXTREMO

image

De verdad, es agacharme a recoger algo del suelo, subir unas escaleritas o dar un paseo a paso firme y ya estoy que me tengo que parar porque el corazón se me sale por la boca, por no hablar del cansancio que me invade a momentos, es un cansancio que llega sin avisar y es demoledor, de o te tumbas o te tumbo

DOLOR ARTICULACIONES

image

Si permanezco un rato sentada o acostada, al levantarme me duelen las articulaciones, sobre todo las rodillas, por las noches después de estar viendo un rato la tele, cuando he de levantarme para ir a la cama parezco una abuelita, me río muchísimo con maridín pues sólo me falta un bastón.

MOVIMIENTOS BEBE

image

María ha debido coger unas buenas dimensiones, pues los movimientos ahora son mucho más bruscos y se notan y duelen más, pero lo increíble y lo que me deja alucinada es ver como mi barriga se deforma y se le hacen bultos, que deben ser su cabeza o su culete cuando se mueve por lo que he leído. Me parece impresionante poder tocarla y sentir partes de su cuerpo.

SINDROME DE NIDO IN CRESCENDO

image

De repente mi mente y cuerpo se ha revolucionado. La casa limpia como los chorros del oro, su ropita colocada en los armarios. Cuna, minicuna, carrito, grupo cero y cuco comprado. De momento le falta los productos de parafarmacia para ella( pañales, cremitas, toallitas..) y para mi ( compresas postparto, pezoneras, purelán), la bañera y preparar mi maleta hospital, pero de este finde no pasa…

CONTRACCIONES DE BRAXTON

image

Más o menos hace unas dos semanas vengo notando que se me pone la barriga muy dura, suele ser 2 ó 3 veces al día, y si cambio bruscamente de posición viene acompañado de dolor o punzada en todas mis partes, es una punzadita que te hace detenerte y agarrarte la paret baja de la barriga instintivamente. Por lo que he leído, son las contracciones famosas se Braxton, no obstante mañana le pregunto a mi ginecóloga robot.

image

9 semanas, 2 meses justos, 61 días para el 26 de julio…y yo me subo por las paredes, ansiosa por conocerla, con miedo, no al dolor en si, sino a que todo salga bien…

30 semanas: Pies de elefante


Ayer entré oficialmente en la semana 30, dicen que cuando una entra en la semana 30 se produce un efecto psicológico de estrés por la llegada inminente del bebé, no sé como será en las demás pero yo me noto súper nerviosa, sobre todo porque no tengo aun todo listo y me ahogo en un vaso de agua.

Como resumen de estas 30 semanas puedo decir que he tenido un embarazo relativamente bueno, aunque los cuatro primeros meses fueron un poco fastidiados por las nauseas y vomitos, a partir de la semana 20 y hasta la 27-28 fueron geniales, tenía una energía desbordante y me encontraba de fábula tanto física como psicologicamente, con el único achaque de las manos dormidas por la noche… Pero a partir de la semana 28 he empezado a notar un cansancio notable, duermo mal por las noches, tengo pies de elefante y encima he subido ya 10 kilazos. Pero no todo es malo, de los muchos síntomas que se pueden tener el el embarazo me he librado de varios, aqui una lista de los síntomas que se esperan en la semana 30 de embarazo:

. Actividad fetal frecuente y más intensa: Esta me encanta! A veces pienso si esta niña no duerme o que… Hay días que es un no parar, pero yo me vuelvo loca de amor y alegría al sentirla y me dan ganas de comérmela a besos, no sé que será de la pobre cuando esté fuera con las ganas que me van a dar de apretujarla.

. Aumento del flujo vaginal: puede que haya notado algún aumento, pero nada relevante ni digno de mención

. Dolores en la parte baja del abdomen y los lados: Ay si! Esta es ocasional, sobre todo cuando camino, al rato empiezo a notar un dolor en la parte baja del abdomen que alguna vez me ha hecho parar.

. Estreñimiento: De esta me he librado en todo el embarazo! Y de momento sigo en la misma tónica. Voy todos los días al baño después de desayunar y hay día que hasta voy dos veces. Espero que siga asi de bien el tema.

. Acidez de estómago, flatulencia e hinchazón: Acidez hubo un par de días sobre la semana 28 que estuvo pululando por ahi en días alternos, pero igual que vino se fue. Lo de las flatulencias e hinchazón van de la mano si como más de la cuenta y me lleno mucho, cosa que intento evitar a toda costa..

. Dolores de cabeza, desfallecimiento y mareos ocasionales: Lo de los dolores de cabeza, ha sido al revés, si antes del embarazo los sufría a menudo, con el embarazo han disminuido y apenas he tenido dolores, algún día esporádico y con paracetamol se van en un plis plás. Mareos, sólo si he de quedarme un rato de pie estática en algún sitio durante mucho tiempo… Me siento y se va.

. Congestión nasal y hemoragias: Cero hemorragias y congestión.

. Calambres nocturnos: de ésta que era de la que más me preocupaba, me he librado, no me lo creooo!

.Sangrado e hinchazón de encías: La hinchazón y sangrado empecé a notarlo en el segundo trimestre, pero se me quitó con el colutorio y pasta de dientes que me mandó mi ginecóloga: agua de ratania de welleda, mano de santo, desde los primeros días dejé de sangrar, la hinchazón tardón un poco más, pero acabó desapareciendo.

. Dolor de espalda: Este es otro síntoma que estaba convencidísima que tendría y para mi sorpresa mayúscula de momento no tengo.

. Venas varicosas: Cero

. Hemorroides: cero

. Picor abdomen: Cero

. Ombligo potruido: De momento sigue en su sitio, aunque parece que va a salir de un momento a otro, ya que estiro un poquitín y sale

. Estrías: Nueva ni una, ya venía con unas poquitas d fábrica en las caderas de hace muuuchos años, pero de momento no han hecho acto de presencia.

. Fatiga: Me fatigo si he de hacer un esfuerzo grande, o si estoy quieta y de pie mucho tiempo, si hace calor… Nada fuera de lo normal

. Contracciones de Braxton Hits en aumento: Si! Sobre todo por las noches, hay algunas noches que se me pone el abdomen super duro.

. Torpeza en aumento: pues si, lo de atarme los cordones o recoger cosas del suelo empieza a ser un ejercicio de atleta olímpico.

.Dificultad para dormir: Buuuugffff! Entre las manos dormidas, la barrigota y el calor no consigo dormir más de dos horas seguidas..vuelta y vuelta

. Calostro que sale del pecho: Cero

. Manos dormidas y doloridas: esta si que es la mía, no sólo dormidas sino también doloridas e hinchadas, he de moverlas un rato para conseguir cerrarlas.

. Ligera hinchazón de piés y tobillos: ¿ligera hinchazón? Joder! Si parece que tengo elefantiasis, es elevarse un poco las temperaturas o haber estado de pie estática un poco más del tiempo de lo recomendable y es ponérseme los pies y los tobillos del tamaño de un globo. Según mi gine es normal, pero yo lo veo de lo más feo y antiestético del mundo. Adios vestidos ideales de embarazo si voy a lucir esos (no) tobillos.

image

Después de esta lista de síntomas normales en la semana 30 ( sacada del libro “que esperar cuando estás esperando”) puedo decir que me puedo dar con un canto en el pecho, pues dentro de lo que cabe no tengo mucho achaque.

Y yo con estos pelos!!


Ayer, tras mi ataque de odio por el calor y el tardyferon, y mis pocas ganas de mover un pie decidí ir a mi médico de cabecera a decirle que no podía con mi alma y que por favor me recetara otro hierro, ya que había leído que el tardyferon es de los que tiene más efectos secundarios, y para allá que me fuí tal cual increible Hulk. Fui por la seguridad social, iba un poco asustada pues al fin y al cabo mi embarazo ha sido llevado por el seguro privado y en la SS ni idea ni historial mío, pensaba que a lo mejor me iban a mandar de vuelta a casa de una patada por caradaura… Pero no, allí apareció mi médica de cabecera, más maja que todas las cosas juntas, y ni corta ni perezoza decidió darme la baja por enfermedad ya! Juro y perjuro que no era mi intención, yo sólo quería unos diitas, que me cambiase la receta, pero ella me dijo que se me veía muy cansada. Llevo trabajando desde los 25 años, tengo 39 y el máximo tiempo que he estado sin trabajar ha sido 5 meses que estuve en paro, en estos 14 años de trabajo sólo me he cogido una baja que fue de una semana porque me operaron de unos ganglios en la garganta que me impedían hablar, he sido siempre antibajas…pero esta vez, lo reconozco, me la merezco, la necesito y salí de la consulta más feliz que una perdiz, con mi baja ya por enfermedad a 29 semanas de embarazo y mi nueva receta de ferplex a ver si mejoran los síntomas.

Al llegar a casa me percaté de toodo lo que me falta por organizar, y de repente me entró la angustia, hoy casualmente traen la cuna convertible para montarla, pero está toda la casa patas arriba y falta mucho por limpiar, ordenar y comprar… Me he agobiado, angustiado y necesito tenerlo todo listo…le llaman síndrome del nido y creo que ha venido a mi de golpe y sin previo aviso. Mañana nos vamos a pueblo de maridín ya que aqui en Madrid es puente, pero juro y perjuro que la semana que viene terminaré de hacer todo lo pendiente….

Puto calor…puto tardyferon


image

Tengo un ataque de odioo, pero de esos de morder, de increible Hulk, de no me hables…¿El culpable? El CALOR, Nunca he llevado bien el calor, siempre me ha puesto de mal humor e irascible si no encuentro la manera de combatirlo, si me das una playa, una piscina o un helado hasta me gusta, pero eso de ir yo ayer a las 5 de la tarde con 36 grados que marcaba el reloj y sin una pizca de aire caminando por las calles madrileñas con una señora barriga de 29 semanas camino del trabajo me tenía en un estado que la niña del exorcista a mi lado parecía una adorable ancianita, ya llegar al curro y no percibir yo el adecuado aire acondicionado terminó de matarme, yo veía chicas con chaquetitas y demás y no daba crédito, como si tuviesen frío, y yo alli asada como un pollo y de repente me acordé que estaba embarazada y es lo que toca, no hay suficiente aire acondicionado en el mundo para quitar el calor a una embarazada tras haber estado media hora caminando a 36 grados.

Pero mi odio no acaba ahí, a eso le añadimos el maravilloso Tardyferon, el cual he de tomarme por la anemia, llevo sólo 5 días tomándolo y tengo unos dolores de barriga y lo peoor, han vuelto las nauseas, no me lo puedo creer!! Por lo visto es un efecto secundario de lo más normal del tardyferon, pues no señor, no sé si elegir entre cansancio o nauseas, aunque por supuesto siempre y cuando no sea perjudicial para la nena, preguntaré al médico, pero si tengo que elegir entre cansancio o nauseas lo tengo claro…

QUE SE VAYA EL CALOR! QUE REGRESE LA PRIMAVERA! AVISO:HOY MUERDO

alguna tomó tardyferon y tuvo indeseables efectos secundarios?

29 semanas y resultado eco doppler


Aqui estoy, esperando para entrar con la Dra Robot y ya en mi mano con los resultados requeridos por ella.
El primer resultado llego el miercoles, resultados de las analíticas las cuales salieron perfectas, glucosa controlada y demás parámetros a rajatabla, cero proteinas en la orina, toxoplasmosis negativa… lo único valores pelín bajos de eritrocitos y hemoglobina, lo que correspondería a un principio de anemia, nada raro ni preocupante en el embarazo.

El jueves fuimos de nuevo a repetir la eco 4D y por fin pudimos ver a María, había pasado en una semana de estar colocada en posición cefálica boca abajo a estar sentada tal cual reinona boca arriba y por fin pude ver su carita. Qué naricita! Qué boquita! La niña mas guapa del mundo según amor de madre. Salí de la eco 4D la mar de contenta pues otra vez la ginecóloga volvió a decirnos que se veía todo perfecto; su latido, la cantidad de lïquido, el tamaño… Y encima había visto la carita más bonita del mundo.

Y llegó el viernes, la tan esperada y temida eco doppler color, la que me iba a decir la verdad, la que detectaría cualquier problema o anomalïa escondida…y tachaan!! Todo perfecto!! La niña crece a un ritmo estupendo, la placenta está en grado correspondiente y no hay problemas de vasos ni nada… Uffff! Que alivio!! Tocaba Dra Robot con su cara avinagrada y su problema para sonreir…

La Dra Robot en su linea, pero como que me va dando igual. Ayy!! Qué feliz estoy! Al final todo ha quedado en un principio de anemia, para lo cual me han mandado tomar tardyferon por las mañanas, un volante para comenzar las clases de preparación al parto desde que pueda y cita dentro de 2 semanas cuando ya esté de 31 semanas. Todo va viento en popa y a toda vela!!

Yupii! Ya estoy en el tercer trimestre


Hoy hago 28 semanas y por ende entro oficialmente en el tercer trimestre de embarazo. He estado ausente, muy ausente, en la sombra leyendo pero sin mucho que contar o más bien, sin inspiración. La verdad es que desde que la ginecóloga me asustó con aquello de la tensión alta (de manera puntual) y mandarme a hacer la eco doppler (la tengo el viernes) la medición diaria de la tensión y el estar a la espera de los resultados de la analítica tercer trimestre estoy un poco tensa…

Sé que debería estar tranquila, mi niña se mueve que es un terremoto, en el intento de la semana pasada de eco 4D (no se vió porque María decidió hacerse la interesante y colocarse boca abajo) la gine me dijo que venía hermosa y que estaba muy bien, y en mis mediciones diarias durante 2 semanas la tensión ha estado fenomenal, ha tirado más a tensión baja, con valores que han llegado algún día a 9-6, aunque lo normal y la que más se repite es 11-7. Pero no puedo evitarlo, encima he empezado a dormir mal, las manos se me durmen y me despiertan por las noches dolorida, no logro descansar,empiezo a sentirme pesada y tengo unos bajones de azúcar brutales si me despisto con la comida.

La culpa es de la dra Robot, me ha dejado fatal, no es sólo el mandarme a hacer esas cosas, que en el fondo agradezco pues más vale prevenir, es su falta de empatía para conmigo, el no tener la capacidad de tranquilizarme, el ya hablaremos cuando vengas, tiemblo pensando en ese momento en que el viernes entre por la consulta con mi resultado de las analíticas, de la glucosa y de la eco doppler y ver su cara.

Por todo esto me he ausentado, prefiero esperar a ver que pasa con todo ésto y ver si tienen algo que contarme, de momento me encuentro bién, un poco más pesada y cansada por el hecho de no dormir bien por las noches con el dolor y entumecimiento de las manos, los tobillos que se hinchan y deshinchan a su antojo, algo desganada para con los quehaceres diarios ( mi casa es no apta para invitados) y empiezo a estar nerviosa con los preparativos para la niña.

El viernes tengo cita con Dra robot y sabré que es lo que está pasando con mi niña.

Hasta el viernes!! La Dra Robot me espera…image

ASI ME SENTIRE YO EL VIERNES…

1 kg de nena y eco doppler color


Ayer fui a la ginecóloga, realmente no me tocaba pero debía ir para pedirle un certificado certificando que era apta para volar en avión, ya que a partir de las 28 semanas lo exigen, y aunque la semana que viene estaré de 27 semanas ¿quié le asegura a la azafata que mi barrigón es de justo 27 semanas? Y si algo tengo claro es que a la primera comunión de mi sobrino no voy a faltar.

Pues alli estaba yo en la sala de espera y cual fue mi sorpresa al entrar que no estaba mi ginecóloga habitual, sino otra chica, seca como una pasa y casi casi como un robot, que decepción tan grande ¿dónde habían dejado a mi adorable, risueña y empática ginecóloga? Por supuesto le pregunté a la señorita Robot por Ana María y muy seria y distante ella me dijo ¿Te refieres a la doctora Suárez? Buufff, arrgggfdgdhwkwcg ¡Qué repelencia madre mía!, pues resulta que son un equipo de 3 ginecólogas y lo mismo puede atenderme una que otra, lo que yo normalmente suelo ir los viernes que es cuando está mi adorada “doctora Suárez”

Doctora robot me tomó la tensión, y resulté tener 14-8, muy alta, cosa rara en mi pues suelo ser de tensión normo-baja, me preguntó si estaba nerviosa, y aunque para mis adentros pensé “nerviosa no, decepcionada con no tener a mi Ana María”, le contesté que si, me dijo que me volvería a tomar la tensión al final y me hizo subir al potro, y allí estaba mi niña gordufa latiendo y creciendo como una campeona con 994 gramos ya de peso a las 26 semanas en un percentil de 90%,viene grandecita.

Bajé del potro y Robot volvió a tomarme la tensión, había bajado a 11-8, pero no contenta con ello, me mandó tomar adiro, tomarme la tensión todos los días y hacerme una eco doppler color por previsión, también me cambió el test de O,sullivan (que lo tenía mañana junto a la analítica tercer trimestre) por hacerme directamente la curva larga.

Doctora Robot me ha dejado acojonada, pues aunque me parece de ser una excelente profesional ser tan previsora, me ha puesto en un claro caso de embarazo de riesgo, cuando hasta la fecha todo iba perfecto, al llegar a casa me tomé la tensión y la tenía en 12-8 (perfecta). Mañana tengo la curva de las 3 horas, cuyos resultados me los dan la semana que viene y el 8 de mayo justo antes de volver a tener consulta con ella tendré la eco doppler color.

La eco doppler color sólo se hace en casos de riesgo, cuando el médico detecta uno de los siguientes casos:

. El niño no está creciendo a buen ritmo o ha dejado de crecer. Es lo que llamamos desnutrición intrauterina o retraso de crecimiento.

. Existe un oligoamnios, que significa que hay poca cantidad de líquido amniótico.

. Se detectan irregularidades en la frecuencia cardíaca del feto.

. Se sospecha que hay un fallo cardíaco/una malformación en el corazón.

. Se sospecha de una malformación a cualquier nivel o se prevee una enfermedad congénita.

. Hay una incompatibilidad de la sangre.

. La madre sufre una enfermedad durante el embarazo (por ejemplo alta tensión, preclampsia, diabetes mellitus, una enfermedad del riñón) que puedan perjudicar al feto.

. Hay determinadas infecciones (por ejemplo rubéola) que pueden ocasionar malformaciones detectables mediante dicha exploración. *Si existen antecedentes de patología en embarazos anteriores, como la existencia de un parto prematuro o dificultades durante el parto.

. Se trata de un embarazo múltiple.

En mi caso es por la tensión que me dio 14-8 de manera puntual, pero tengo ganas de llorar al verme haciéndome una ecografía que sólamente se hace cuando hay un riesgo evidente de que algo no va bien.

Os seguiré contando, de momento sólo me queda tomarme la tensión todos los días y estar alerta…

Segundo trimestre: la vida cambia de color


A punto estoy de entrar en la semana 23 y asombrada me encuentro del giro que ha dado mi vida en apenas 5 semanas. He pasado de un primer trimestre somnolienta, encontrándome mal todo el día, vomitando, con un caracter medio agrio, cogiéndole tirria a gente que antes me caía bien y comiendo sólo guarrerías, a un segundo trimestre donde me encuentro super alegre y con una energía que parezco un toro de miura, haciendo en una semana todo lo que dejé de hacer en tres meses, de repente todo el mundo es bueno, la vida es maravillosa, me enamoro de maridín cada día más y lo miro embelasada por haber sido capaz de hacerme madre, siento a mi niña y es lo más grande, lloro de alegría si una canción me sensibiliza al extremo ( cosa nada difícil) y ya como bién y sano, tanto, que si en los 4 primeros meses engordé 6 kilos, en estas últimas 5 semanas sólo he engordado medio kilo sin privarme de nada.

Empiezo a creerme aquella frase que tanto criticaba en el primer trimestre de “disfruta de tu embarazo”, porque yo empiezo a disfrutarlo sólo con mirarme la barriga, sintiendo a mi niña y pensando en cuando le vea la carita. Me encuentro mejor que nunca y si hay una palabra que me define es FELIZ.

image

Dudas existenciales


Hay dos dudas existenciales que me corroen la mente día tras día.

La primera es la primera comunión de mi sobrino que tengo dentro de un mes, justo cuando tenga exactamente 6 meses y 4 días de embarazo, o sea, con una barriga bastante considerable. Y es ahi donde se produce mi duda existencial ¿ qué carajo se pone una embarazada en un tipo de evento así?. De entrada me he puesto a mirar por internet, ideas hay muchísimas, ganando por goleada los típicos vestiditos o bíen cortados al pecho o sueltos y vaporosos de principio a fin, yo me decanto más por los que tienen el corte bajo el pecho, pues los vaporosos va a ser que no el momento mesa camilla. Pero e ahí el problema, tan contenta que voy yo a mi armario a probarme un par de vestidos que tengo de ese estilo, y claro, una va con la imagen fresquita en la memoria de la modelo de turno embarazo perfect de brazos y piernas moldeadas y cuando se prueba el vestido se encuentra frente al espejo con una imagen catastrófica, el vestido por delante vaya…pasa…pero ay madre cuando una se da la vuelta y se encuentra con todo el culamen ahí marcado. Asi que ahora mismo estoy confusa, no es algo que me preocupe en demasía pero tengo que ponerme las pilas ¿alguna sugerencia?

image

image

image

image

Mi segunda duda es una tarrina, si, una tarrina de sobrasada ibérica. Resulta que a maridín le regalaron una cesta de Navidad la cual incluía esta tarrina, con la mala suerte de que a maridín no le gusta la sobrasada (rarezas que tiene) y yo ya estaba embarazada por esas epocas. El caso es que esa tarrina lleva ya 3 meses mirándome cada vez que abro el armario de la cocina, y el otro día me dio por mirarla y ¡oh sorpresa!, caduca en Abrir del 2015, o sea ya, yo que la guardaba (ilusa de mi) como manjar suculento para hincharme a tostadas de sobrasada una vez dada a luz. Ahí mi cabeza empezó a pensar, y se me encendió la luz, congelar la tarrina durante 72 horas y guardarla luego en el frigorífico, allí está esperando a ser devorada, sueño con tostadas de sobrasada, me despisto en el trabajo pensando en cantidades industriales de sobrasada con miel, pero luego me da miedo. He leido que si se congela un mínimo de 48 horas no hay riesgo de toxoplasmosis, pero he de reconocer que no termino de fiarme. ¿Qué pensais al respecto? ¿Alguien quiere una tarrina de sobrasada ibérica?

image

Manos dormidas por las noches = ¿Síndrome de túnel carpiano?


Llevo ya unas semanas notando que las manos se me duermen por las noches, a veces es la izquierda y otras la derecha, pero lo de anoche fue tremendo, me despertó el dolor de manos, al principio creí que era el anillo de casada que me estaba apretando demasiado, me lo quité tras una lucha intensa contra mi pobre dedo hinchado como una morcilla y me dispuse a dormir, pero no señor, creo que me desperté unas 10 veces con las manos dormidas ¡las dos!, ya no había dolor pero si molestia. Por supuesto en mi desvelo nocturno me dispuse a leer por internet que significaba esas manos dormidas, y por lo visto es común en el embarazo debido a el síndrome del túnel carpiano, aparece con frecuencia durante el embarazo en aproximadamente el 2,5% de las futuras mamás.
Es más frecuente en el tercer trimestre ya que es cuando aumenta la retención de líquidos en el cuerpo, lo que provoca esta compresión. El síndrome del túnel carpiano es progresivo en el embarazo,aumentando los síntomas a medida que el embarazo progresa y cediendo los síntomas una vez se produce el parto.

image

O sea, que por lo que veo no es raro en el tercer trimestre debido a la retención de líquidos, ya me he quedado preocupada, pues sólo estoy de 22 semanas y tampoco noto una retención de líquidos exagerada, si que es verdad que las botas altas, las que eran pegaditas apenas entran o no entran directamente y las que eran sueltas empiezan a apretar, pero de ahí a síndrome del tunel carpiano! Madre mía! Menos mal que mañana tengo ginecóloga y podré exponerle mis dudas ¿ a lo mejor por eso he engordado 6 kilos? ¿Podría estar reteniendo mucho líquido? Preocupación máxima

¿Alguna sufrió de dicho síndrome? ¿Cuándo empezaron los primeros síntomas?

Familiares, amigos y conocidos


Lo reconozco, soy muy especial para considerar a alguien amigo, soy desconfiada por naturaleza, mis amigos reales los puedo contar con los dedos de una mano y media y casi todos son del colegio, instituto o primeros años de universidad. De entrada soy fría y reservada, poco a poco me voy abriendo y para ello necesito dos cosas fundamentales, química y sintonía con la otra persona y que me trasmita confianza, ya a partir de ahí podemos empezar a negociar una amistad.

Lo bueno de todo esto, es que pocos amigos reales y muchos conocidos, pero los amigos que tengo, nunca me han fallado, no sé lo que es distanciarse ni pelear con una amiga y tengo amigas desde los 9 años, los 15 o los 20 con las que sigo en un mano a mano por la vida.

Pues aqui es donde entra mi conocida La Mari ( nombre ficticio). Hace 2 años entré a trabajar en una empresa nueva, soy de esas chicas nuevas sacadas de un chiste, modosita, torpe y sonriendo a todo el que se cruza, esto unido a mi ya comentada reserva y desconfianza no me hace nada fácil el sociabilizar con la gente cuando una es nueva en el trabajo, y aqui es donde La Mari hace acto de presencia, La Mari se acercó a mi desde el minuto 1, cosa que no niego, agradecí enormemente, pues no hay nada más ridículo que esos primeros días de curro sin nadie a quien arrimarte en los momentos del café, allí sola sonriendo a todo aquel que pasa. Pero resultó que La Mari no me daba confianza, resultó que no encontraba sintonía con La Mari, La Mari es más de ir por la vida en modo Maruja criticando a todo bicho viviente y a mi eso me aburre y me mata. Pero claro, yo estaba aún en momento chica nueva, modosita, sonrisa perpetua y no me atrevía a contradecirle…pero el tiempo fué pasando y fui conociendo al resto de compañeros, abriéndome un poco más y sintonizando con otra gente. Nunca dejé a La Mari de lado, pues en el fondo no es mala persona y no dejaré nunca de agradecerle el favor que me hizo los primeros meses al acercarse a mi y ayudarme, pero La Mari es un pelín tóxica ( siempre quejándose de sus malestares y hablando de la vida de los demás que me importan un carajo) la mantengo a raya y sé como tratarla.

Hasta aqui todo perfecto y controlado, pero cual es mi sorpresa mayúscula la semana pasada cuando La Mari me dice tan tranquila ella que la avise cuando de a luz para ir al hospital a verme ¿¿¿perdonaaaaaaa???, mi cara debió ser un poema y la conversación siguió tal cual;

Yo – (tragando saliva)- No mira…es que maridín y yo hemos decidido que en el hospital no queremos gente, sólo la familia directa.

La Mari – No me hagas ir a tu casa, que yo vivo a 2 pasos del hospital.

Yo – (flipando en colores) – vale, vale..te aviso.

image

Flipanteeeeee, lo primero es que ni al hospital ni a mi casa, porque si algo tengo claro es que en lo que a mi niña se refiere tengo establecido tres parámetros.

PARAMETRO 1: FAMILIARES DIRECTISIMOS

Estos serán los únicos que irán al hospital, los familiares directos, y cuando hablamos de directos, hablamos de padres y hermanos. Punto y final ( qué coño pinta La Mari ahí😳😳)

PARAMETRO 2: AMIGOS

Estos serán los que irán a mi casa a verme, amigos tan amigos, con los que tenga la suficiente confianza de decirles que estoy cansada cuando me apetezca o que no es buen momento el jueves a las 8 de la tarde hacer una visita, y cuando hablo de amigos, hablo de amigos de verdad, no de conocidos o amiguillos (lease La Mari)

PARAMETRO 3: CONOCIDOS, AMIGUILLOS Y MARIS

Estos serán avisados cuando a mi me salga del mismísimo, es decir, no vendrán a mi casa, seré yo la que tras un mes o así, decida coger carrito y coche y plantarme en el centro de Madrid a tomarme un café con La Mari. Aqui están esos amigos del curro, esas amigas de amigas con las que tienes una sintonía brutal,esa amiguilla respetuosa que sabe lo que hay…

A lo mejor soy un poco ilusa con mi plan establecido, pero se intentará, lo único que de momento tengo claro es que La Mari no entra en el hospital ni aunque me paguen. ¡Faltaría más!

Ecografía 20 semanas


Hoy por fin llegó el día de la ecografía de las 20 semanas (aunque ya estoy de 21 justo hoy). ¡Qué nervios! No sé ni cuantas veces me desperté anoche dando vueltas de la inquietud, nunca me alegré tanto de que sonase un despertador a las 7:15 de la mañana.

Y allí estábamos maridín y yo a las 9 como un clavo, yo nerviosa como un flan y él con aparente seguridad me decía que estaba seguro que todo iba a salir bién. Y tras 10 minutos de espera que se me hicieron eternos me tocó entrar, era un ecógrafo nuevo, distinto al anterior, seco como una pasa pero increible dándonos todos los detalles de cada cosa que iba mirando o midiendo, encima con la ventaja que en mi clínica tengo una pantalla en frente mío para ir viendo lo que va haciendo. Son sólo 20 minutos de ecografía pero parecen más, pues cada vez que el ecógrafo se para en algún lugar determinado y calla es como si se parase el tiempo una eternidad y el miedo acecha, pero poco a poco iba tranquilizándonos pues todo iba perfecto, para terminar nos confirmó que es una niña, una niña que para nuestra sonrisa y sorpresa tenía la mano colocada con el dedo pulgar haciendo el gesto de todo Ok, en ese momento maridín y yo nos miramos y nos sonreimos con toda la ilusión del mundo, y no sé porque en el momento que vi a mi niña con ese gesto me tranquilicé y supe que todo iba a ir bién.

image

Mi niña, mi María, está perfecta, mide 25,6 cm y pesa 357 gramos. No para de moverse y la siento cada día más.

Estoy aquí mamá


¡Ahora si! La verdad es que venía notando la semana pasada unos toquecitos en mi barriga que no sabía bién si definirlos como al bebé, pero el sábado por la mañana trabajando y tras el descanso de media mañana y mi correspondiente zumo de frutas y mi plátano empecé a notar una fiesta en mi interior, esta vez no había duda ¡esos golpecitos y movimientos era mi niña! Me fuí la mar de contenta a casa a contárselo a maridín, el pobre intentó todo el finde notarlo pero nada de nada, de hecho no noté casi nada hasta ayer tarde lunes que otra vez volvía al trabajo, y otra vez igual, la gran fiesta, lo más curioso es que desde que la siento,la noto una barbaridad sentada en el trabajo, de resto la noto a ratitos, algún golpecito esporádico, pero lo de estar trabajando, tanto el sábado como el lunes ha sido una fiesta continua…

Por supuesto la menda no se queda tranquila sin entender el motivo de esta circunstancia y allí a mi amigo san google que me fuí al llegar a casa, da la casualidad que trabajo con clientes el 90% del tiempo colgada al teléfono hablando, 5 horas hablando sin parar, cosa que con maridín o sola en casa no suelo hacer mucho y e ahí que encontré un artículo en internet el cual copio literal

“Pues bien, cuando la madre embarazada habla, su voz resuena a lo largo de su columna vertebral, especialmente en las vértebras que quedan a la altura del vientre. Inmerso en el líquido amniótico, el feto puede oír la voz de la madre “por dentro”: todo el líquido amniótico vibra con la voz de la madre, el propio niño vibra, y escucha, y “toca” la voz. Él aún es incapaz de producir ningún ruido, así que apenas puede diferenciar entre la voz de su madre y él mismo.

Por eso, durante el embarazo, el feto se mueve especialmente cuando la madre habla. Por ejemplo, si la madre ha estado sola en casa toda la mañana (seguramente, en silencio), cuando habla por teléfono o cuando llega una visita, de pronto, el bebé se mueve: es decir, reacciona al estímulo (que es un estímulo muy fuerte) y se mueve. Se trata de la primera comunicación real madre-hijo”

Lo dicho, quizás esta es la explicación por la que se mueve tanto cuando curro, quien me iba a decir que iba a estar tan desesperada por ir a currar jajaja

Ya estoy de 20 semanas y 1 día. El lunes que viene tengo la eco de las 20 semanas y no veo la hora! Aunque con pelín de miedo pero con ansias…

Curiosidades


Buscando en youtube videos relativos al embarazo, cual fue mi sorpresa al encontrarme con este programa sobre mujeres que dieron a luz sin sospechar si quiera que estaban embarazadas, ya fuera porque les seguía viniendo la regla o porque les daba negativo el test de embarazo… Digno de ver ya sólo como curiosidad

Esperando una señal


Quedan 4 días para entrar en la semana 20, al ecuador de mi embarazo y comienzo con un atontamiento digno de mención, y es que desde que dejé las caribán no duermo, si algo bueno tenían las caribán,aparte de quitarme las nauseas, era lo bién que dormía con ellas, dormía de un tirón y me levantaba descansada, ahora he de acostumbrar a mi cuerpo a esta retirada y de momento me paso las noches en vela y los días atontada y durmiéndome por las esquinas.

De resto no siento nada, y cuando digo nada, es nada, me encuentro bién, con algo más de barriga, de hecho ya he empezado con los pantalones premama y ahora que tengo un pelín de panza si que puedo decir tal y como me comentabais que son comodísimos.

Pero ya está, llevo un par de semanas en que no hay el menor síntoma de embarazo en mi, me encuentro fenomenal, estoy activa, no hay nauseas, no hay mareos, no hay mariposas que revolotean en mi interior, ni siento culebras en mi recién renovada panza ni nada.. Y empiezo a sentirme mal, a pensar que algo va mal, necesito una señal, como dice Maná lo único que le pido a mi bebé es que me mande una señal, lo curioso de todo esto es que de repente me he dado cuenta de cuantísimo le quiero,ya le hablo, le pido que me avise que esté ahí, me acaricio la barriga con una ternura tal que me emociono, si veo bebés en la tele no puedo evitar emocionarme y soltar una lágrima, es como si hubiese entrado en otra dimensión, como si de repente empezase a ser consciente de que esto es real, como si el vínculo se empezara a forzar, verme entrando en un círculo vital donde lo único que le pido a mi niña es que me envíe una señal, porque la necesito más que nunca, porque quiero sentir que está ahí conmigo…esperando ansiosa ese momento en que me diga “hola, estoy aquí”

image

Esa indescriptible emoción que sientes al saber el sexo de tu bebé


Nerviosa es poco. De todas las visitas que he tenido a mi gine ( y ya van unas cuentas) sólo recuerdo tal estado de nerviosismo en la semana 7 cuando iba a escuchar ( o no) el latido por primera vez.

La semana 10, 12 y 13 fui bastante tranquila, las nauseas no dejaban lugar a dudas de que el embarazo avanzaba, pero hoy, el hecho de haber pasado 5 semanas de mi última revisión y de probablemente ser conocedora del sexo de mi bebé me tenían en un estado bastante intranquilo, 5 semanas me parecen una eternidad sin saber nada de mi bebé, sin saber si va creciendo bién, si todo evoluciona favorablemente, así es,que estaba yo como un flan en la sala de espera, y llegó mi momento, mi gine que es muy observadora ya nada más verme entrar me dijo que estuviese tranquila y me hizo subirme a la pesa…uppss! 3 kilos y medio en 4 meses, y sólo medio kilo ganado en las ultimas 5 semanas, perfecto, azúcar, hierro y tensión genial y llegó momentazo de hacer eco.

image

Y allí estaba de nuevo mi bebé, latiendo con fuerza, creciendo como un/a campeon/a, tamaño de 18 semanas, ideal, alegría, subidón, todo iba como la seda…y llegó el momentazo esperado, estaba nerviosísima, se iba acercando poco a poco, y por fin dijo la frase esperada: parece una niña, siiiii, que momentazo tan indescriptible, que manera de emocionarme, la primera vez que se me saltan las lágrimas de verdad en la consulta. ¡¡¡Es una niña!! Una niña en un 90 % de posibilidades. Hoy no puedo ser más FELIZ…es una sensación indescriptible el conocer el sexo, una emoción que te embarga por completo y te llena de más ilusión aún…

Test O,Sullivan: un paseo por las nubes


Hace ya 10 días me tocaba la temida prueba del azúcar a las 16 semanas por antecedente diabético, iba yo bastante acojonadita con eso de que fuese muy desagradable el sabor o me fuese a dar mareos, desmayos, día en cama o no se sabe cuantas cosas terribles más había leído ( no más foroenfemenino catastrofic life), pues allí estaba yo malhumorada perdida por aquello de estar en ayunas y con mi botecito naranja pura glucosa, y que sorpresa la mía que no me pareció tan malo, no es que fuese un manjar, pero se podía tomar con bastante tranquilidad. Después de una hora pinchazo y desayunazo al canto, aprovechando que había un vip al lado me pegué mi gran desayuno con maridín y después nos fuimos a Kiabi a mirar cositas premamá… El día fue de maravilla, para mi gran sorpresa, estaba supe activa y cero nauseas y mareos, casi que estoy por ir al laboratorio a pedirle un par de botellas de glucosa de esas porque ha sido uno de los mejores días que he tenido desde que empezaron las nauseas a las 7 semanas. Así que mi conclusión es que el famosos test o,sullivan no es tan malo como lo pintan, que en mi caso ha sido un paseo y que cero miedo a volver a repetirlo en la semana 28.

Los resultados me los dieron a los 5 días, resultados maravillosos; 75 en ayunas y 95 tras una hora, osea que mi insulina trabaja de maravilla y hasta se pasa de la raya…Ahora entiendo esos ataques de hambre que me dan de hidratos de carbono sólo 1 hora después de haber comido!!

Ya estoy de 17 semanas, un momento en que no sientes casi nada, hay una barriga que empieza a asomar y las nauseas siguen pero muuuy leves, a puntito de desaparecer, muy llevaderas, nada que ver con lo vivido, de vez en cuando siento pinchazos al levantarme tras estar sentada, he leído que es muy normal en estas semanas y que son los ligamentos del utero que está creciendo, y lo mejor,dentro de 4 días, próximo viernes 20, revisión con gine y por fin sabré si es niño o niña. Sólo 4 días para saber sexo de mi bebé y poder llamarle por su nombre…Ganazas de que pasen los 4 días ya!!

Un hueco en el armario para ropa premamá


Fui la semana pasada súper contenta yo a comprar el pantalon premama que todo el mundo me recomendaba, directita fui a H&M ya que era el lugar que más adeptas tenía, y allí estaba yo ante la hilera de pantalones premamá de colores y formas varias, elegí unos azules y otros negros tipo pitillo y tan feliz que me fuí al probador, la primera sorpresa fue comprobar que no tenían cremallera, que se subían así como un panty, cosas de novata pensé, pero aquello una vez puesto no me moló nada, ¡,madre mía!! ¿Qué es eso de que la parte vaquera se quede justo debajo del barrigón y me deje mi pobre barriga ahí a la interperie sin sujeción alguna? sujeta por una leve tela de algodón, ¡ay madre! Si con mis vaqueros que aún puedo ponerme de aquella manera se me ve una panzita de “ayer me comí tres cocidos y medio y aún no he tenido tiempo de evacuar”, con el pantalón premamá parezco una embarazada de 5 meses en toda su esplendor, ya que la acentúa mucho más.

image

Al final los compré y ahí están guardados para cuando los míos no me cierren y no me quede otra alternativa, supongo que será cuestión de acostumbrarse…
Ya que estaba en HM y las rebajas son más que golosas, aproveché y compra unas cuantas blusas y jerseys sueltitos y largos muy de moda ahora que me valdrán hasta que el calor haga aparición.
Yo creo que con eso, un par de pantys y legging premamá que compré, un par de sujetadores, y un par de vestidos que tengo que me sirven perfectamente para embarazo puedo tirar el invierno…ya en verano, super final de embarazo cuando esté gorda como una pelota, para los meses de junio y julio con el calor que hace en Madrid que no se puede repirar tengo unos cuantos vestidos de esos con corte al pecho o vaporosos que me irán perfectos…y es que paso de gastar un dineral para una ropa que sólo usaré unos pocos meses…

¿Cómo os la arreglasteis vosotras en vuestro embarazo?

20 maneras de conocernos


Esta iniciativa me ha gustado mucho, la he copiado del blog de http://diariodemigarbancito.com, y me ha parecido una idea genial para conocernos un poquito…

1- Si fuera… Un color:

Sería el naranja.. Es ardiente y apasionado…pero en la sombra, se esconde timidamente tras el rojo.

2- Si fuera… Una ciudad:

Sería Buenos Aires…bohemia y soñadora

3- Si fuera… Una bebida:

Sería una gaseosa…esperando el mejor momento para soltar la chispa

4- Si fuera… Un libro:

Sería el alquimista…. Siempre buscando lo mejor de cada cosa

5- Si fuera… Una película:

Sería 21 gramos… Pocas películas me han impactado tanto

6- Si fuera… Una estación del año

Sería primavera… Templadito, termino medio…

7- Si fuera… Un hombre:

Sería mi padre..máxima admiración a su bondad, su empatía, su cultura, su verdad.

8- Si fuera… Una prenda de ropa:

Sería un jersey…cerca siempre del corazón

9- Si fuera… Una fruta:

Sería una naranja…ácida y dulce a partes iguales

10- Si fuera… Un cantante

Sería Joaquín Sabina…sus letras me trasladan a otras épocas y lugares

11- Si fuera… Un animal:

Sería un gato… No me gusta depender

12- Si fuera… Un deporte:

Sería tenis…das lo que recibes

13- Si fuera… Un actor/actriz:

Sería Rita Hayworth… El colmo de la elegancia y la sofisticación

14- Si fuera… Una comida:

Sería una tortilla de patatas… Seca por fuera, jugosa por dentro..

15- Si fuera… Una flor:

Sería una margarita…sabrás si te quiero sólo con tocarme. No se me da bién disimular mis sentimientos

16- Si fuera… Un personaje animado:

Sería el hombre invisible….buuff! Lo bién que me lo iba a pasar

17- Si fuera… Una profesión:

Sería médico… Me encantaría ayudar a la gente enferma

18- Si fuera… Unas vacaciones:

Un viaje en roulot por Europa… Libre, sin horarios, a mi bola..

19- Si fuera… Una canción:

Sería Ella de bebe…hubo un tiempo que la convertí en mi himno porque realmente lo necesité, hoy en día me la quedo para mi 😉

20- Si fuera… Un personaje mítico:

Sería Isabel la Católica, todo un ejemplo de mujer coraje y más para aquella época

Miedo a quererte tanto


Hace unos días, semanas, que me vengo notando apática y triste, no sabría definir muy bién mi estado de ánimo, no me atrevía a compartirlo con nadie pues pensaba que en mi estado no tenía derecho, yo, que embarazada de 14 semanas he logrado lo que más anhelaba, debería estar radiante y feliz, pero no, una sombra de un sentimiento que no se definir se iba adentrando en mi, pero yo no quería reconocerla, así fué que la semana pasada, el miércoles, empecé a notar como un dolor en el pecho, un dolor leve pero que yo notaba, un dolor en el centro, un dolor contenido y avisador… Y empecé a pensar el porque, reconozco ese dolor como un aviso de mi cuerpo de que algo no va bién en mi cabeza y no quiero reconocerlo, me puse a pensar y a pensar y me di cuenta, cuenta de que estoy acojonada, acojonada del cambio que va a dar mi vida, miedo a no saber cuidar de mi bebé, miedo a dejar de ser yo, de no volver a ser ni la sombra de lo que he sido…. Y no me atrevo a expresarlo, porque se supone que he de estar feliz, se supone que no me pudo quejar…

No tengo derecho a sentir pánico, cuando creo que es algo de lo más normal, pero me he ido conteniendo, lo que desató un sábado de lo más extraño, había salido con maridín por la tarde a dar una vuelta, no me apetecía mucho pues me encontraba bastante revuelta, pero decidí hacer el esfuerzo por aquello de no quedarnos el finde encerrados en casa, fuimos a dar la vuelta, pero volvimos pronto, ya que yo no me encontraba muy allá, me sentía cansada y mareada. Al volver a casa, nada más abrir la puerta me entraron unas ganas de vomitar terribles y fuí directa al baño, vomitona que te pego que me dejó echa polvo, tan echa polvo que en medio segundo ya estaba durmiendo en el sofá, al rato me despertó otra oleada de arcadas y directa a la taza del water a vomitar otra vez, y de repente no se porque motivo ni como se desató, empecé a notar como me faltaba el aire, como el dolor de pecho leve que llevaba días notando levemente se intensificaba y empecé a llorar, pero no un llanto normal, no, un llanto incontrolable, un llanto que apenas me dejaba respirar, un aullido salía de mi voz, maridín vino corriendo asustadísimo, y yo no sabía decirle que me ocurría, sólo quería llorar y llorar, no tenía un motivo específico para hacerlo, pero no podía evitarlo… Pude estar llorando horas, no recuerdo haber llorado tanto en mi vida, con tanto dolor, tanta necesidad, me venían ráfagas de pensamientos, de todo tipo, mi bebé, mis padres, mi marido, mi miedo, mis sobrinos…todo me hacía llorar…y poquito a poco me fuí calmando, y solté como una culebra por la boca todos mis miedos, porque no estoy obligada a decir que todo es maravilloso, porque no lo es, porque tengo derecho a tener miedo, a rabiar por no encontrarme bién, a estar harta de vomitar y sentirme mal, no me da miedo el parto ni sufrir, mi mayor preocupación es que mi bebé venga bién, y una vez que venga, no paro de pensar en el día que lo tenga conmigo, me llena de una ilusión tremenda pero a la vez tengo miedo, dicen que todos los miedos se quitan al verle la cara, que todo transcurre con normalidad y el instito maternal lo hace todo, que viene solo… Pero no puedo evitar sentirme así, sólo espero que esta ansiedad que me ha entrado se vaya por donde ha venido, que me deje en paz, que me deje disfrutar de mi embarazo.

Miedo a saber que en breve habrá un nuevo ser en mi vida que querré tanto tantísimo que ya nunca más volveré a dormir de un tirón, que sufriré si tú sufres, que daré mi vida por ti si hace falta, que mi vida serás tú y sólo tú, que aunque no te haya mirado aún a los ojos, ya sé que ese será el paisaje más bonito que jamás habré visto en mi vida, y sé que sin ti la vida no tendrá ya sentido. Miedo a saber que en breve voy a conocer el amor más puro y desinteresado que hay y me va a llenar, me a va a doler, me va a cambiar y compensará…

image

Empezamos segundo trimestre


Pues ya he vuelto de mi visita a la ginecóloga, tras más de una hora de espera por fin entré y lo primero que me dice es súbete a la báscula…¡qué miedo!, 3 kilazos he subido en 13 semanas de embarazo, según mi gine no está mal, aunque estoy en el límite de lo considerado normal y he de empezar a tener cuidado pues ahora es cuando empezará a entrarme mucha hambre…buff! No es que coma mucho, es que me ha dado por comida no sana, es lo único que me quita las naúseas (patatas fritas, bollería y demás cerdadas) aunque parece que ahora van remitiendo…a ver si consigo engordar 1 kilo al mes, que es lo que me ha dicho la gine que debería procurar…

A continuación me ha hecho ecografía y todo genial, 13 semanas y 3 día de bebé latiendo y perfecto que no se deja ver el sexo….aiinnss! Con la ilusión que llevaba yo de salir hoy sabiendo si era niño o niña…pero nada, toca a esperar a la semana 18 que es cuando tengo la próxima revisión, 5 semanas de espera e incertidumbre que se me van a hacer eteeeeernas.

Luego ha revisado mi resultado de triple screening, y me ha dicho que no me recomienda para nada ni la amniocéntesis ni el test harmony pues tengo unos resultados muy buenos, así que finalmente parece que no es necesario.

Y ya por último me ha dicho que va a adelantarme el test O,sullivan para la semana que viene ya que tengo antecedentes (mi padre es diabético), qué horror!! Sólo de pensar en tragar ese líquido dulce me dan ganas de llorar… Iré mentalizándome esta semana, he leído de todo, desde las que lo pasaron fatal y las que no les pareció tan malo y hasta les gustó…

¿Tan malo es el líquido azucarado ese? ¿Qué experiencias tuvistéis? Y el peso,¿cuántos kilos subisteis el primer trimestre?

5 semanas para la próxima visita…una eternidad!

Resultado triple screening


Vengo de recoger la analítica del triple screening, y para mi sorpresa ( debido a mi edad), me ha salido un valor bastante bajo:

Riesgo combinado S.Down: 1/1188
Riesgo S.Edwards: 1/79965

Dicen que recomiendan la amniocéntesis si el riesgo para Down está por debajo de 250 ó el Edwards por debajo de 100, y también en mujeres mayores de 35, o sea mi caso, aunque en casos donde la prueba es muy buena te dicen que aunque tengas más de 35 no hace falta. El miércoles tengo hora con mi gine para llevarle los resultados, muero de amooor como me diga que me libro de la amnio!! Con el miedo que le tengo!

Ay! Miércoles ya!

S.O.S ¿Y ahora qué me pongo?


Madre mía!! Empiezo a entrar en un momento en el cual mis pantalones de siempre empiezan a apretar, todavía cierran pero ya a última hora de la tarde empiezan a molestar, los últimos días he tenido que abrir botón para ir más cómoda…

En brevísimo sé que no cerrarán y es ahí donde surgen mis dudas ¿Qué me pongo?, muy pronto para pantalón premamá y yo nada dada a pantalones anchos, soy muy de pitillos con botas altas y jerseys y blusas anchas arribas… Es todo un dilema, no puedo cambiar mi forma de vestir así radical sin que salten las alarmas en el curro, con lo cotillas que son no dura un minuto en correr el rumor ( dudo si no correrá ya, cuando he dejado de fumar en el descanso). Me da que no me va a quedar otra que pasarme a la chica vestido, algo que hago muy de vez en cuando, pero es que empiezo a preocuparme por dos motivos, el primero que no se note mucho y el segundo la pasta que vaya a tener que dejarme a partir de ahora…

¿Algún consejo o idea para estos meses en que mi cuerpo irá pasando de “soy una morcilla” a “estoy embarazada”?

image

Ecografía primer trimestre


Acabo de llegar de mi tan ansiada ecografía. Me sorprendió lo tranquila que estaba, era como si una intuición, un presentimiento me alertara de que todo estaba bién. Todo empezó de maravilla pues ni siquiera tuvimos que esperar y el ecografista fue puntual, iba yo ya dispuesta a bajarme el pantalón cuando el gine me dijo que no hacía falta, que la haría abdominal…¡Por fin ecografía abdominal! ¡Qué comodidad!.

Y allí empezó ecógrafo en barriga y apareció pequeñín…mucho más grande! Con sus bracitos, sus piernecitas, su latido ¡¡todo perfecto!! Y como se movía, monísimo, si el gine lo estimulaba un poco con el ecógrago y empezaba a moverse como un loco o loca, aiinss! Hoy me he enamorado, hoy he entrado en otra dimensión, hoy he empezado a creer de verdad que si, que seré madre, hoy lloraba de ilusión al volver a casa, una ilusión contenida hasta al momento ha brotado al verlo tan formadito, tan vivo respondiendo a los estímulos, tan perfecto…

Ahora toca esperar a la analítica que me la dan en una semana para saber los resultados del triple screening, de momento pintan bién, ya que la traslucencia nucal dio 1.25 (muy buena) y presenta hueso nasal lo cual es muy buén resultado de momento.

Creo que hay un antes y un después de la eco de las 12 semanas….

image
ECOGRAFÍA 12 SEMANAS

¡12 Semanas!


¡Hoy hago 12 semanas! Y casi no puedo creerlo, este era uno de los primeros pasos y ya he llegado, pensaba que no llegaba nunca y por fin estamos aquí, sé que quedan muchos pasos por delante, pero hoy no puedo parar de sonreir pensando que he logrado pasar el primer obstáculo.

Dentro de mi ahora mismo hay un futuro bebé que mide 5 cm y pesa unos 14 gramos, ya tiene algunos reflejos, como el de chupar, que le ayudará a alimentarse. Mientras tanto, sus células nerviosas se están multiplicando muy deprisa y se están formando sinapsis (conexiones) en su cerebro. Puede cerrar los dedos de sus manos, curvar los deditos de los pies, y apretar los músculos alrededor de los ojos.

Aunque es todavía muy chiquito, es un bebé completo. Los ojos, que antes estaban a los lados de su cabeza, se han movido y están ahora más cerca el uno del otro. Las orejas están ya casi colocadas en su posición final, a los lados de la cara. Sus intestinos han crecido tan deprisa que se le salen un poco por el cordón umbilical, empezarán a moverse pronto adentro de la cavidad abdominal.

Dentro de su cuerpo, los órganos han empezado a ejecutar tareas más complicadas: el hígado produce bilis y los riñones secretan orina en la vejiga.

image
FOTO EMBARAZO DE 12 SEMANAS

¿Y yo cómo estoy?

He subido unos 2 kilos, debido creo yo a que lo único que me quita las naúseas es la comida basura. Noto el bajo vientre un poco hinchado, y las naúseas parece que con el Caribán se han mitigado muchísimo, aunque a ratos hacen una tímida aparición.

De ánimo empiezo a estar genial, si no hay naúseas soy feliz y me ilusiono muchísimo.
Mañana tengo eco y espero ansiosa!

Caribán de mis amores


Hoy vuelvo a ser yo, vuelvo a tener fuerzas y energía, ganas de hacer cosas y sonreir, y todo gracias al caribán.

image

Me había ido convirtiendo poco a poco en un zombie insoportable y mareado, sólo quién ha pasado por las terribles naúseas del embarazo puede entenderte, pues quien no las padece te tacha de exagerada, y puedo asegurar que si por algo me he caracterizado toda mi vida es por bruta en lo que a enfermedades se refiere, soy de las que va a trabajar con fiebre, de las que no va al médico a no ser que la cosa pinte fea…pero no contaba con esta sensación que comenzó a las 7 semanas y fue “in crescendo”.

Son naúseas y mareos que literalmente te tumban, la única manera de paliar las molestas naúseas es comiendo, pero ojo con lo que comes porque te puede dar una indigestión y una acidez del carajo que te provoca más naúseas. El peor momento llegó en plena Navidad, alegría y jolgorio para todos y yo sólo quería dormir y vomitar, porque empezaron los vómitos para unirse a la fiesta, lloraba de impotencia, maridín pobre ya no sabía que hacer conmigo, pasé los 10 días que fuimos a casa de mis padres tumbada, cada vez peor y más vomitos, odio y asco al mundo. Y así fué que la brutona que hay en mi se plantó y decidió llamar a ginecóloga y me mandó caribán,5 al día¡, la caja cuesta 20 euros (80 eurazos al mes si siguen). Pero bendito Caribán y que 20 euros mejor invertidos. Hoy vuelvo a ser yo¡ sonrío, estoy activa, vuelvo al blog y estoy feliz!

Este domingo hago 12 semanas y el lunes tengo la ecografía del primer trimestre¡ Nerviosa y feliz!

Feliz año a todas y volvemos

Me uno al club de “no puedo con mi suegra”


Llevo mucho tiempo sin escribir y sólo por un motivo, estoy para el arrastre y no quería hacer una entrada negativa estando en mi situación pues no me parece justo.

Hoy hago 9 semanas de embarazo y por increible que parezca la cosa marcha, marcha tan bién que tengo unos efectos secundarios de lo más indeseables, esos síntomas que cuando leía en alguna embarazada antes de yo estarlo deseaba ardientemente tener yo también, por ello sé que no tengo derecho a quejarme ni a protestar, soy feliz sintiendo cada uno de estos variados malestares, pero no quiero dejar de plasmarlos, pues es mi embarazo y quiero dejar anotada cada sensación, pues la memoria es muy mala y muy traicionera…

No sabría muy bién como definir esta oleada de síntomas que vienen y van, es una mezcla de naúseas, mareos y olores desagradables que me hacen estar en el limbo, unido a un sueño aterrador, a unas digestiones pesadísimas, a unos ascos a comidas antes manjares para mi, un no saber que comer por miedo a que me de naúseas. Lo de la comida es la leche, pues las naúseas sólo se quitan comiendo, pero ojo, comiendo lo justo, pues si me paso, ya me puedo alegrar de la pedazo indisgestión y gases posterior de lo más desagradable. El mal humor, el odio al mundo, los ataques de llanto sin motivo, las cero ganas de hacer cosas, las ceros ganas de reuniones familiares (políticas) en las que no puedo ni beber, ni comer y sólo quiero ir a dormir…soportando conversaciones aburridas y repetidas. Estoy odiosa, lo sé… Es como un síntoma premenstrual multiplicado por 20.

image

A mi suegra le tenía cierto cariño, también es verdad que ella vive en su ciudad y nosotras en la nuestra, y la vemos lo justo, pero creo que ese cierto cariño ha pasado a cariñín. El jueves pasado, cenando con maridín,recibió una llamada de mi suegro que el fin de semana se vienen a Madrid a una comida y que si se alargaba mucho se quedaban en casa, a lo que maridín les dice que perfecto, cuando corta el teléfono ( yo que ya había escuchado algo de sábanas y estaba a punto de clavarme el tenedor en un ojo) y me lo cuenta, no puedo evitar cabrearme y ponerme a llorar ( horribles hormonas embaraciles), llorar de impotencia pues la casa está hecha un circo ya que yo no puedo con mi alma y no me veo con fuerzas de limpiarla y recogerla a modo vienen los suegros, así que maridín se ofrece a recogerla él para mi gran sorpresa (ultimamente me sorprende mucho positivamente).

Así es, que maridín recoge la casa, barre, friega, y yo cuando llego de trabajar sábado a mediodía repaso…y llega la tarde y se plantan en casa hermano de maridín y cuñada con niño de año y medio sin previo aviso ( suegros decidieron hacer fiesta en casa sin avisar), yo muerta de sueño y muy mal humor, llegan suegros y al final tenemos una velada normalita, tranquila y a las 12 me voy a dormir.

El domingo me levanto de un humor de perros, reconozco que las mañanas de domingo me encantan, es el único día de la semana que maridín y yo nos levántamos sin horarios, nos encanta quedarnos en la cama un rato, levantarnos tarde, desayunar en pijama, volver a la cama y ver una peli…son nuestras mañanas, reservadas para nosotros, y encima soy de las que se levanta y hasta que no desayuna estoy de mal humor, odio hablar con gente a la que no tengo muucha confianza, no me gusta hacer esfuerzos de buena educación cuando tengo las legañas pegadas, pero había que hacer un esfuerzo, y venga a levantarse y vestirse, y venga sonrisas forzadas y preocupación por ver que quieren desayunar, todo ello tolerable y resignable, pero lo de encontrarme cuando bajo de lavarme los dientes y ducharme a mi suegra en la cocina organizando todo, ordenando y diciendo como debo hacer las cosas, ¡eso si que no! Eso me mató, por supuesto yo sonrisa forzada y educación, pero un cabreo interno, un vete ya por favor, un no poder creermelo, fuerza interior, inspira-expira, cuenta hasta 10…buuff! Menos mal que vino suegro ( que es un amor) y le dijo que lo dejase, maridín ni se entera porque está en la parra y ni le digo nada por no hacer daño, pero buuff… Y ahí no acaba la cosa, resulta que una servidora no es que sea una sílfide, tengo unos kilillos de más sin sobresaltos, a ver, soy muy molona, mido 1,70, tengo una cara bastante agraciada y un cuerpo bastante proporcionado al que le sobran unos 10 kilos muy bién repartidos, nada de barriga y oye, que me miro y yo me veo buenorra, pero no, ella siempre está con esa puntilla, como quien me quiere hacer ver que me sobran kilos, y un día voy a saltar, resulta, que a mediodía fuimos a comer ( ellos que se iban a ir después de desayunar), y acabamos en un wok, yo normalmente cuando voy a uno de estos sitios, de primero me pillo mi sushi y de segundo mis verduritas a la plancha, pues nada que resulta que el tema está muy limitado para mi y no puedo ni sushi, ni ensalada y he de limitarme a la zona de fritangos y me decido por unos tallerines sin mucha gracia (nada de salsas fritángonas), y allí estoy yo con mis tallarines tan feliz y que llega ella y hace un comentario, algo así como ¿tallarines? Ayy!! Es que también tú… Yo sonrio pero unas ganas de que se vaya ya a tomar por….
Este fin de semana por fin he entendido lo que tantas habláis de las suegras, y yo me uno al club, y no quiero ni pensar cuando nazca bichito, ahí si que no voy a sonreir, que ya observé el sábado a cuñada de maridin cuando suegra le decía algo que no debía hacer con el niño, la ignoró por completo, como quien oye llover, de hecho noté como se había inmunizado totalmente, yo creo que ella lo ve como un trance que hay que pasar de vez en cuando pero la ignora totalmente. Bendita mi madre que no se mete en nada y si lo hace sabe que yo no me callo…

image

Felicidad


Ya he vuelto de la eco, tras una noche sin pegar ojo, madrugón importante y estar lista casi una hora antes, por fin llegó mi momento, ginecóloga urgando, corazón a 1000 y de repente allí aparece monitor y ¡si! dentro de mi hay un embrioncito de 12,1 mm correspondiente a 7 semanas y 3 días latiendo. ¡Qué subidón! ¡Qué alegría! Que alucinante escuchar su latidito, saber que dentro de mi hay un embrioncito del tamaño de una judía que ya tiene vida.¡Ainns! Hoy soy la mujer más feliz del mundo.

image

La ginecóloga un amor de mujer, me iba explicando todo según iba midiendo, cercana, empática, tranquilizadora, me ha mandado progesterona para evitar aborto, también vida tranquila y cero tacones. He olvidado preguntarle por el baño de color, de verdad… es que me han salido unas raíces de horror, soy morena y hace años voy castaña, el cambio de tono no es tan horrible, lo peor son las canas que van a su libre albedrío ¿alguien sabe si se puede dar baño de color en el primer trimestre? Por internet veo opiniones de todos los gustos y colores…

Hoy soy tan feliz!!