Preguntas que duelen


Personas sin tacto…

image

Hoy quiero hacer mención a esas personas sin tacto que pululan en nuestras vidas. Como algunas sabéis tengo 39 años y por circunstancias de la vida comencé la búsqueda a los 38 años. Llevo con mi churri 5 años, con la desventaja que los primeros 3 años fue una relación a distancia por lo que lo cual tuvimos que posponer la idea de tener hijos.

Y es en ese punto, con 38 añazos, que de repente empiezo a notar como a mi alrededor se teje una tela de interrogantes sobre mi maternidad. Gente a la cual nadie ha preguntado su opinión…y se atreven a opinar con frase como “tenéis que daros prisa que ya no sois unos niños” “¿a que estáis esperando?” “¿No te animas?”. Pero a ver¡ simplona de los cojones! En primer lugar, acaso ¿sabes si quiero tener hijos? O lo que es peor… ¿Que sabes de mi vida? ¿Sabes acaso si tengo algún problema de fertilidad y estoy sufriendo por ello?

No lo entiendo, no lo logro entender, mi mejor amiga, esa amiga que tengo desde el colegio, desde los 9 años, amiga de infancia, de adolescencia, de compartir confidencias, los primeros novios, las primeras decepciones, los miedos, el primer trabajo…TODO! Esta amiga se casó con 33 años, hoy en día tiene 39 y no tiene hijos, y YO, su fiel mejor amiga NUNCA le he preguntado al respecto, por un simple motivo RESPETO. Con esta mejor amiga la primera vez que hablamos del tema fue en agosto cuando le conté sobre mi aborto y entonces supe su verdad, pero no antes, nunca quise invadir ese espacio tan íntimo y reservado para dos…

Pero lo más increíble de estas personas que yo catalogo como inteligencia emocional cero, empatía muy deficiente, tacto necesita mejorar..es que encima en mi caso, no contentas con las preguntas de rigor faltas de toda lucidez mental antes de quedarme embarazada, una vez perdido mi embarazo, me las vuelvo a encontrar y me pregunta una de ellas nada más verme tras dos meses, que si no lo he conseguido aún, ojos como platos, rabia contenida, ganas de conventirme en el Increible Hulk, pero manteniendo la poca dulzura que me queda le contesto que aún es pronto. También están las desconocedoras, que pasan a ser de lo más inoportuno, mi pérdida concidió justo con el principio de vacaciones, tras una semana entera llorando me iba a casita de vacaciones, vacaciones que había decidido comer todo el sushi y jamón serrano del mundo, fumar como una chimenea y beber cervezas como si no hubiese un mañana, y allí estaba yo una tarde de viernes con amigas de tapas y cervezas riendo y disfrutando por primera vez en varios días cuando una amiga de mi hermana me pregunta “¿y tú para cuándo?”, mi hermana que estaba delante y era la única que sabía lo ocurrido puso una cara de la reviento ahora mismo…pero estuve bién, resulta que yo tengo 39 y ella 41 y vive con su pareja y no tienen hijos, así que ni corta ni perezosa le pasé la pelota a su tejado y roja como un tomate se puso.

Y suma y sigue… Es algo que no entiendo, si una pareja no tiene hijos no se pregunta nunca, porque no sabemos la historia que hay detrás y el daño que se puede hacer con una sola pregunta. Yo de momento he tenido suerte, pero no olvido que tengo 39, y corro riesgos, y en el caso de no haberlo conseguido y viendo que pasa el tiempo esas preguntas sólo hacen torturarme y recordarme que el tic-tac del reloj ha empezado a girar muy rápido…

Primera ecografía


Nervios, nervios, nervios… ¿Cómo puede pasar una mañana tan lentamente?. Tenía hora con mi ginecóloga a las 16:20, se me hizo eterna la mañana, los segundos eran minutos y los minutos horas, encima me entró la paranoia de que no tenía síntomas y lo había perdido.

Salí de casa a las 16:00 temblando como un flan, como era de esperar me tocó esperar en la consulta unos 20 minutos que se me hicieron insoportables hasta que por fin escuché mi nombre, ¡Qué nervios!

Entré en la consulta y allí estaba mi ginecóloga, tan campechana como siempre preguntándome que tal estaba, le entregué mi análisis de Beta y ella me miraba sonriendo ante mi evidente nerviosismo, revisó la Beta y me dijo que estaba muy bién pero que lo importante era la eco ¡¡ay madre!! Había llegado el momento crucial, el segundo pasito…

Y allí estaba yo, despatarrada con espéculo en vagina que ginecóloga empieza a mover derecha izquierda arriba y abajo…el corazón boom boom boom boom ( si esto es así ahora no me quiero imaginar cuando tenga la eco de las 12 semanas)

Espéculo arriba espéculo abajo y SORPRESA allí apareció en todo su esplendor el saco gestacional, pero había más, en su interior ya podía observarse el saco vitelino,casi no me muero de la alegría, según ella he de estar de más tiempo porque a 5+1 es muy pronto para ver el vitelino,yo sólo sé que estoy feliz y que esto de momento avanza….

Hasta aquí perfecto, pero cual fue mi sorpresa mayúscula cuando me dice que no va a medir el saco porque estoy de muy poco, yo flipando, ni foto de la eco de recuerdo ni nada, todo muy de andar por casa y de un hippy de alucinar. Puedo entender que para ella es un trámite repetido y sin gracia, pero ¿y yo? ¿ mi tranquilidad?. A partir de ahí dejó de gustarme, demasiada tranqulidad, muy poca información, esperaba que me pesase, me diese unas pautas,pero no, todo se quedó en un saco sin medir, una receta de yodocefol ( que hace 2 meses ya tomo), unas pautillas de lo que no debo comer y cita para el 12 de Diciembre.

No sé si exagero o debería cambiar de ginecóloga o quizás me estoy tomando demasiado las cosas en serio… Alguna que fuese por privado ¿Qué experiencia tuvo?

Pasito a pasito


Por fin llegó el ansiado lunes para ir a hacerme el analisis de Beta en sangre. Como buena ansiosa que soy, allí estaba yo a primerísima hora esperando a que la clínica abriese, que decepción cuando la enfermera me dijo que los resultados me los daban a partir de las 6 de la tarde, lo cual significaba que con suerte me daba tiempo ir a buscarlos al salir de trabajar a las 8, teniendo en cuenta que la clínica cierra a las 8:30. Por supuesto allí estaba yo jugándome la vida en la carretera odiando a todo aquél que se cruzaba en mi camino… pero llegué, con la lengua fuera le pedí a la recepcionista mi ansiado sobre, sobre que dentro contenía una información que me tenía el corazón a 1000 por hora, nada más salir de la clínica me dispuse a abrir el sobre con manos más que temblorosas, tenía ganas de llorar de los nervios, ese resultado me iba a dar muchas pistas…y ahí estaba el resultado Beta a 4+6 día de embarazo:1175,74 Ul/ml.

Casi lloro de la emoción! Saberme conocedora de tener una Beta tan alta el mismo día que perdía el embarazo mi anterior vez me llenaba de energía, era como el primer obstáculo sobrepasado, puede parecer tonto alegrarse por algo tan nimio como una Beta alta cuando todavía quedan tantos obstáculos por sobrepasar, pero siento que he dado un pasito más que la última vez y eso ya me ha dado alas, mañana toca el segundo pasito que es mi cita con la ginecóloga.

Por supuesto, nada más llegar a casa, fui tal cual posesa ávida de información a mi amado Ipad a leer toda la información sobre Beta 1175,74. La información que recogí es buena, estoy dentro de los límites normales, pelín altos, pero normales, supuestamente a partir de un valor de 1000 ya se puede visualizar el saco gestacional por ecografía, veremos mañana…

Hoy justo hago 5 semanas y mis síntomas son:

Pechos hinchados y doloridos
Sensibilidad extrema, llorar por las cosas más insospechadas
Ganas de orinar frecuentes
Desvelo por las noches
Dolores tipo menstrual que vienen y van.
Algún mareo esporádico
Cero nauseas
Cero sueño
Cero olores

Nervios, nervios, nervios….

Primera cita con el obstreta


Esta mañana me he levantado nerviosa, el motivo: mi primera cita con el obstreta, sé que es pronto pues sólo estoy de 4+3, pero quiero empezar ya con los controles después de lo ocurrido anteriormente.

Llevo dos días con una sensibilidad a flor de piel, lloro por todo, y cuando digo todo es literal, una canción sensiblera en el coche, una película, una noticia en el telediario, una leve desatención de mi marido, enterarme ayer de la muerte de Cayetana de Alba ( que mira tú lo que me toca). Todo ello unido a la ansiedad que me está produciendo que dentro de poco se cumplen 5 semanas (que fué cuando perdí el anterior embarazo)

La cosa parece que de momento marcha bién, me hago test de embarazo todos los días, para comprobar que la hormona sube y de momento va subiendo.

TEST DE EMBARAZO POSITIVOS

image
El último es de hoy por la mañana, a 17 días Postovulación

Por no hablar de mis pechos que parecen dos globos a punto de estallar y comprobar esta mañana estupefacta ante el espejo como se me han puesto los pezones, tuve que llamar a mi marido para que corroborase que no eran imaginaciones mías, eso no estaba ahí antes, esa especie de pezones postizos en forma de punta no son míos, mi marido se ha quedado impresionado y con lo que le cuesta darme la razón en esto del embarazo (le he dado mucho la lata con síntomas y sombras de test que él no veía) me ha dicho que indudablemente esos pechos no son míos.

Me voy al ginecólogo, luego cuento, no creo ni quiero que me haga eco, pues no se va a ver nada….luego cuento. Estoy nerviosa!!

Ya he vuelto, sin ninguna novedad. Me ha mandado hacerme análisis de sangre para ver como está la beta y si evoluciona bien. El miércoles vuelvo con los resultados y ya a partir de ahí empezamos de cero, ya que es muy pronto para hacer ecografía, y la única manera de saber si está evolucionando bien es mediante la cantidad de beta en sangre, que según información obtenida estos son los valores normales.

VALORES BETA NORMALES SEGUN DIA POSTOVULACION

image

Y ahora a disfrutar del finde ansiosa porque llegue el lunes y ver esos resultados. Hoy me siento positiva, tengo un pálpito de que va a ir bién…

Cuando da positivo un test de embarazo ultrasensible


En mi obsesionada búsqueda por internet sobre los test de alta sensibilidad de 10Ui, he encontrado una perla en una página americana que nos dice el porcentaje de positivos que tienen este tipo de test según el día postovulación.

Es una gráfica que me encanta pues deja claro que no todas las mujeres somos iguales ni segregamos la misma cantidad de hormona, por lo que un TE de alta sensibilidad puede dar positivo a una mujer el día 8 PO y a otra el día 14 PO y no por ello estar menos embarazada.

Os comprato las gráficas según día post-ovulación, para las que no sepais inglés lo único que importa es el circulito y los porcentajes de positivo y negativo obtenidos según día Post-ovulación. La gráfica por supuesto está basada en mujeres todas ellas embarazadas.

8 DIA POST-OVULACION

image

9 DIA POST-OVULACION

image

10 DIA POST-OVULACION

image

11 DIA POST-OVULACION

image

12 DIA POST-OVULACION

image

13 DIA POST-OVULACION

image

14 DIA POST-OVULACION

image

15 DIAS POST-OVULACION

image

16 DIAS POST-OVULACION

image

Adicta a los test de embarazo


No tengo remedio, soy una adicta a los test de embarazo. He podido controlar un poco los psicosíntomas, pero lo de los test de embarazo de detención precoz de sensibilidad 10 ui/l me supera. Es algo que mes tras mes y cuando veo que la regla vuelve me prometo a mi misma que ya no más test, pero es misión imposible, al final siempre caigo, allí estoy yo unos días tras la ovulación en la página web de liberty comprando mi pack de TE.

Seguir leyendo “Adicta a los test de embarazo”

¿Obsesión con el embarazo o sueño premonitorio?


Hoy me he levantado con la resaca de uno de los sueños más felices de mi vida, no quiero dejar pasar un minuto sin escribir paso a paso el sueño, pues me ha dejado bastante tocada…

Son dos sueños que recuerdo perfectamente, el primero de ellos es que estaba liada con el tronista de MYHYV, sé que no viene al caso, pero lo viví tanto que hoy miraba de reojo a mi marido desayunando porque Seguir leyendo “¿Obsesión con el embarazo o sueño premonitorio?”

Buscando el embarazo con 39 años


Me presento como una mujer de 39 años que ansía quedarse embarazada y quiere compartir con otras mujeres las experiencia de la busqueda más bonita ( y desesperante) que hay en este mundo.

Comencé mi busqueda en el mes de Mayo, con 38 años aún ( cumplo en agosto), comencé pensando que no sería tarea fácil por mi edad y por lo poquito que sabía aún del tema. El primer mes de busqueda fué tranquilo, haciendo los deberes de aquella manera y con mi llegada de regla puntual ( soy un reloj de 26 días) sin sobresaltos. Seguir leyendo “Buscando el embarazo con 39 años”