Me uno al club de “no puedo con mi suegra”


Llevo mucho tiempo sin escribir y sólo por un motivo, estoy para el arrastre y no quería hacer una entrada negativa estando en mi situación pues no me parece justo.

Hoy hago 9 semanas de embarazo y por increible que parezca la cosa marcha, marcha tan bién que tengo unos efectos secundarios de lo más indeseables, esos síntomas que cuando leía en alguna embarazada antes de yo estarlo deseaba ardientemente tener yo también, por ello sé que no tengo derecho a quejarme ni a protestar, soy feliz sintiendo cada uno de estos variados malestares, pero no quiero dejar de plasmarlos, pues es mi embarazo y quiero dejar anotada cada sensación, pues la memoria es muy mala y muy traicionera…

No sabría muy bién como definir esta oleada de síntomas que vienen y van, es una mezcla de naúseas, mareos y olores desagradables que me hacen estar en el limbo, unido a un sueño aterrador, a unas digestiones pesadísimas, a unos ascos a comidas antes manjares para mi, un no saber que comer por miedo a que me de naúseas. Lo de la comida es la leche, pues las naúseas sólo se quitan comiendo, pero ojo, comiendo lo justo, pues si me paso, ya me puedo alegrar de la pedazo indisgestión y gases posterior de lo más desagradable. El mal humor, el odio al mundo, los ataques de llanto sin motivo, las cero ganas de hacer cosas, las ceros ganas de reuniones familiares (políticas) en las que no puedo ni beber, ni comer y sólo quiero ir a dormir…soportando conversaciones aburridas y repetidas. Estoy odiosa, lo sé… Es como un síntoma premenstrual multiplicado por 20.

image

A mi suegra le tenía cierto cariño, también es verdad que ella vive en su ciudad y nosotras en la nuestra, y la vemos lo justo, pero creo que ese cierto cariño ha pasado a cariñín. El jueves pasado, cenando con maridín,recibió una llamada de mi suegro que el fin de semana se vienen a Madrid a una comida y que si se alargaba mucho se quedaban en casa, a lo que maridín les dice que perfecto, cuando corta el teléfono ( yo que ya había escuchado algo de sábanas y estaba a punto de clavarme el tenedor en un ojo) y me lo cuenta, no puedo evitar cabrearme y ponerme a llorar ( horribles hormonas embaraciles), llorar de impotencia pues la casa está hecha un circo ya que yo no puedo con mi alma y no me veo con fuerzas de limpiarla y recogerla a modo vienen los suegros, así que maridín se ofrece a recogerla él para mi gran sorpresa (ultimamente me sorprende mucho positivamente).

Así es, que maridín recoge la casa, barre, friega, y yo cuando llego de trabajar sábado a mediodía repaso…y llega la tarde y se plantan en casa hermano de maridín y cuñada con niño de año y medio sin previo aviso ( suegros decidieron hacer fiesta en casa sin avisar), yo muerta de sueño y muy mal humor, llegan suegros y al final tenemos una velada normalita, tranquila y a las 12 me voy a dormir.

El domingo me levanto de un humor de perros, reconozco que las mañanas de domingo me encantan, es el único día de la semana que maridín y yo nos levántamos sin horarios, nos encanta quedarnos en la cama un rato, levantarnos tarde, desayunar en pijama, volver a la cama y ver una peli…son nuestras mañanas, reservadas para nosotros, y encima soy de las que se levanta y hasta que no desayuna estoy de mal humor, odio hablar con gente a la que no tengo muucha confianza, no me gusta hacer esfuerzos de buena educación cuando tengo las legañas pegadas, pero había que hacer un esfuerzo, y venga a levantarse y vestirse, y venga sonrisas forzadas y preocupación por ver que quieren desayunar, todo ello tolerable y resignable, pero lo de encontrarme cuando bajo de lavarme los dientes y ducharme a mi suegra en la cocina organizando todo, ordenando y diciendo como debo hacer las cosas, ¡eso si que no! Eso me mató, por supuesto yo sonrisa forzada y educación, pero un cabreo interno, un vete ya por favor, un no poder creermelo, fuerza interior, inspira-expira, cuenta hasta 10…buuff! Menos mal que vino suegro ( que es un amor) y le dijo que lo dejase, maridín ni se entera porque está en la parra y ni le digo nada por no hacer daño, pero buuff… Y ahí no acaba la cosa, resulta que una servidora no es que sea una sílfide, tengo unos kilillos de más sin sobresaltos, a ver, soy muy molona, mido 1,70, tengo una cara bastante agraciada y un cuerpo bastante proporcionado al que le sobran unos 10 kilos muy bién repartidos, nada de barriga y oye, que me miro y yo me veo buenorra, pero no, ella siempre está con esa puntilla, como quien me quiere hacer ver que me sobran kilos, y un día voy a saltar, resulta, que a mediodía fuimos a comer ( ellos que se iban a ir después de desayunar), y acabamos en un wok, yo normalmente cuando voy a uno de estos sitios, de primero me pillo mi sushi y de segundo mis verduritas a la plancha, pues nada que resulta que el tema está muy limitado para mi y no puedo ni sushi, ni ensalada y he de limitarme a la zona de fritangos y me decido por unos tallerines sin mucha gracia (nada de salsas fritángonas), y allí estoy yo con mis tallarines tan feliz y que llega ella y hace un comentario, algo así como ¿tallarines? Ayy!! Es que también tú… Yo sonrio pero unas ganas de que se vaya ya a tomar por….
Este fin de semana por fin he entendido lo que tantas habláis de las suegras, y yo me uno al club, y no quiero ni pensar cuando nazca bichito, ahí si que no voy a sonreir, que ya observé el sábado a cuñada de maridin cuando suegra le decía algo que no debía hacer con el niño, la ignoró por completo, como quien oye llover, de hecho noté como se había inmunizado totalmente, yo creo que ella lo ve como un trance que hay que pasar de vez en cuando pero la ignora totalmente. Bendita mi madre que no se mete en nada y si lo hace sabe que yo no me callo…

image

Anuncios

12 comentarios en “Me uno al club de “no puedo con mi suegra”

  1. Jajaja qué risa!!! La verdad que lo de los suegros lejos es un arma de doble filo porque cuando vienen se quedan en tu casa… Pues mira, tú coge el ejemplo de la cuñada de maridín, que se ve que lo llevaba muy bien, ¿te queda otra? ánimo con las náuseas!! besos

    Le gusta a 1 persona

  2. Hay que armarse de paciencia con las suegras!!!! La mía es encantadora por la calle, y en casa pero hay veces que la tiraría de los pelos,jejeje… Aunque yo no tengo mucha queja la verdad!!! Y ahora que dices lo de la casa, todavía mi suegra no conoce la casa nueva, somos unos desastres (Nos hemos mudado en junio).

    Le gusta a 1 persona

  3. Y si tu suegra tiene hija, entonces tú siempre serás “la chunga”, porque nunca llegarás a la suela de los zapatos de su hija. A mí me da bastante rabia cuando viene a casa que quiera ponerlo siempre todo a su manera, pero acabo pasando de ella y entonces ya ve que no me gusta lo que hace… argg las suegras!!

    Le gusta a 1 persona

  4. Jajajjaaj la frase final es buenísima!!! Ay las suegras…. Yo me llevo muy bien con la mía pero es cierto que siempre creen tener el remedio perfecto para todo…. Y cuando aparecen los nietos es como que siempre quieren meter baza…. En fin… Ánimo, fuerza y palante, que al fin y al cabo lo mejor es hacer como tu cuñada, oídos sordos y hacer lo que tú consideras.

    Le gusta a 1 persona

  5. jaja, las suegras son para darles de comer aparte. Yo a la mía la hubiera mandado a siberia los primeros meses de nacido mi hijo, pero ahora, que como tu cuñada estoy inmunizada y lo que me dice me resbala, debo decir que cuando la veo interacturar con mi hijo, el amor que se tienen mutuamente y lo bien que se lo pasa con su abuela, hace que me olvide de lo bruja que es a veces.
    Yo estoy ahora embarazada de 6 semanas y estoy deseando ver el latido de mi engendrito!
    Feliz 2015 🙂

    Le gusta a 1 persona

  6. Madre mía pues si ya ordena..espera a que tenga al nieto. La mía jamás se metía en nada antes, y nos llevábamos genial, pero tal y como me había avisado mi prima, en cuanto tuve al niño todo cambió. Por eso digo que a mi suegra la adoro, a la que no soporto es a la abuela de mi hijo.

    Le gusta a 1 persona

  7. jajajaj brutal la imagen del post!!! Yo también odio a la mía. cada vez que la veo me pregunta para cuando un nieto… como si no supiera que la cosa está jodía…
    Es oir su nombre y ponerme de mala leche el resto del día.
    Solo espero, si algún dia soy suegra, no parecerme a ella…

    Le gusta a 1 persona

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s